¿Se necesitarán los 7 juegos?

El clásico de otoño. Foto DEPORTES

Este lunes 30 de octubre, se juega el tercer partido de la Serie Mundial. Y están seguros, los 5 primeros encuentros. Los Vigilantes y los Cascabeles, ¿tendrán que jugar los 7 desafíos?

POR ANTONIO ANDRAUS BURGOS

Esta Serie Mundial, que apenas está en sus dos primeros juegos, tiene asegurados 5 de los 7 desafíos previstos para definir al campeón.

Muchos se preguntan si los Vigilantes de Texas y los Cascabeles de Arizona van a tener que desplegar toda su capacidad de juego en los 7 encuentros programados, porque como están las cosas en estos momentos, con uno ganado por cada equipo, no es una aventura decir que la totalidad de los partidos podrían necesitarse para determinar al monarca del Clásico de Otoño.

Composición gráfica El Espectador

La versatilidad en el juego de los Cascabeles, con una estrategia de las épocas pasadas pero tan vigentes como el día de hoy, contra la ofensiva de los Vigilantes, tan respetable como cualquiera otra que pueda señalarse, mantiene en expectativa a los seguidores del mejor béisbol del mundo.

Los dos tablazos que le otorgaron la victoria a los Vigilantes en su casa en el primer compromiso, el de Corey Seager, con uno en base en la novena entrada para empatar el tablero a 5 carreras, y el otro del cubano Adolis García, para dejar tendidos en el campo de juego a sus rivales, en el undécimo acto, con el triunfo 6 carreras a 5, dejaron el sabor de un béisbol de calidad con verdaderos ribetes de dramatismo en todo el desafío.

Pero en el segundo, fueron los Cascabeles los que con una brillante labor de Merrill Kelly en la loma en 7 episodios y una ofensiva oportuna y combinada de acciones estratégicas de buena factura, les permitieron una fácil victoria de 9 carreras a 1, en casa de los campeones de la Liga Americana.

Para analizar

Es probable que la ofensiva de los Vigilantes sea más contundente en materia de jonrones, pero de menos contacto y pocas jugadas estratégicas, mientras que los Cascabeles aplican bateo oportuno, constante contacto con la pelota y un mejor desempeño en el corrido de las bases, con la estrategia a la usanza del béisbol de la vieja época, obtienen sus triunfos.

Los dos outs que les fueron fabricados a Tommy Pham, en la segunda almohadilla, cuando fue sorprendido por el zurdo Jordan Montgomery fuera de la base, en el quinto acto después de despachar doble; y al emergente bateador boricua Emmanuel Rivera, tras indiscutible al bosque izquierdo que impulsó 2 carreras en el noveno capítulo, cuando intentando alargar el batazo, fue puesto out en una combinación defensiva pocas veces vista —del jardinero izquierdo al tercera base, luego al segunda base, después al primera base y, finalmente, al torpedero, (7-5-4-3-6) —, para el tercero de la entrada, ambos en el segundo compromiso, nos deja saber que van a arriesgar en busca de alcanzar más almohadillas en cuanto sea posible.

Cabe resaltar que en los 20 episodios jugados en los dos primeros encuentros de este clásico, la ofensiva de los Cascabeles supera a los de los Vigilantes en buena proporción, con 24 indiscutibles en 78 turnos, para ofensiva promedio de 308; contra 13 imparables en 69 turnos, para 188 con el bate.

Las ‘serpientes’ del desierto de Arizona han anotado 24 carreras contra 7 de sus rivales; con 5 bases estafadas contra solo 1 de los campeones de la Liga Americana. Los Vigilantes suman 20 ponches contra 16 de los Cascabeles, que acumulan 5 bases por bolas recibidas contra 11 de Texas, de acuerdo con las estadísticas proporcionadas por Elías Sports Bureau.

Las combinaciones

Para los Cascabeles ha sido fructífera la combinación ofensiva entre el dominicano Ketel Marte y Corbin Carroll, sea el uno o el otro primer bate en la alineación; y el venezolano Gabriel Moreno se adueñó de la tercera casilla en el orden al bate, mientras que Christian Walker, sigue firme como cuarto toletero.

Ketel Marte. Foto MLB

Y a la defensiva, no hay duda, Marte, en el segundo cojín, y el torpedero novato dominicano, Geraldo Perdomo, lo han hecho muy bien; lo mismo que ocurre con Corey Seager, en el campo corto, y Marcus Semien, en la segunda base, por los Vigilantes.

Entre tanto, a la ofensiva, Semien no está ofreciendo los resultados que esperaban de él como primer bate, con el respaldo de Corey Seager, quien apenas está cumpliendo con su papel; Evan Carter no ha despertado por el momento como tercer bate, mientras que todos esperan que el cubano Adolis García lo resuelva todo con sus vuelacercas.

El brazo de Moreno detrás del pentágono ha sido más eficiente, lo que no ha ocurrido con Jonah Heim, de los Vigilantes.

Sin embargo, con apenas 2 partidos, poco se puede adelantar, porque a lo mejor, se van a necesitar los 7 desafíos para conocer al campeón de este 2023.  

Probables

Max Scherzer de Los Vigilantes. Foto MLB

Mirando ya lo que será el tercer juego de esta Serie Mundial, que se jugará este lunes a partir de las 8:00 p.m. hora del Este de USA, en el ‘’Chase Field’’ de Phoenix, que estará totalmente ocupado por los aficionados, el capataz de los Vigilantes, Bruce Bochy, anuncia para abrir al curtido Max Scherzer, quien deberá probar en este encuentro del material que está hecho, frente al novato derecho Jordan Pfaadt, previsto para ser el abridor por los Cascabeles.

La experiencia de Scherzer puede ser vital, pero dependerá de su control, y Pfaadt tiene mucho en sus serpentinas que puede utilizar, si sus nervios son de acero para enfrentar a la ofensiva de los texanos.

Estamos próximos al tercer juego de esta Serie Mundial que se jugará en el ‘Chase Field’, de Phoenix, en donde igualmente se efectuarán, necesariamente, los partidos cuatro y cinco.

Todavía tenemos béisbol y estamos en el Clásico de Octubre.

Sobre Revista Corrientes 3746 artículos
Directores Orlando Cadavid Correa (Q.E.P.D.) y William Giraldo Ceballos. Exprese sus opiniones o comentarios a través del correo: [email protected]