Oscuro panorama económico mundial advierte en su informe el Fondo Monetario Internacional. Países en desarrollo están sobreendeudados

Las perspectivas mundiales son inciertas. La economía mundial ha demostrado su resiliencia, pero en la mayoría de los países las perspectivas de crecimiento a corto y mediano plazo siguen siendo moderadas y los riesgos de deterioro son elevados. En un contexto de endurecimiento de las políticas monetarias para reducir la inflación, los sucesivos shocks, como la guerra de Rusia en Ucrania, están lastrando la economía y la estabilidad macrofinanciera y agravan las tensiones financieras.

La inflación se ha moderado en cierta medida, pero las presiones subyacentes de los precios siguen siendo rígidas.

Las vulnerabilidades de la deuda son elevadas: el 60% de los países de ingreso bajo y el 25% de las economías de mercados emergentes están sobreendeudados o corren el riesgo de sufrir problemas de sobreendeudamiento. Los procesos de reestructuración de la deuda avanzan lentamente. Mientras tanto, la desigualdad persiste dentro de los países y entre ellos, con un máximo histórico de 350 millones de personas en 79 países que sufren inseguridad alimentaria aguda.

Los crecientes riesgos de fragmentación geoeconómica dificultan la respuesta a los desafíos comunes, por lo que se deben aplicar medidas decisivas para restablecer la confianza. El dividendo de la paz global está reduciéndose y, con él, los recursos disponibles para ayudar a los grupos vulnerables. Por su parte, el proteccionismo está aumentando, lo que obstaculiza el comercio mundial y socava los beneficios que con tanto esfuerzo se lograron con la integración. Para superar los desafíos comunes, como la crisis climática y la digitalización, habrá que dejar atrás las diferencias e impulsar la cooperación internacional.

El FMI está decidido a colaborar con sus miembros para encontrar soluciones pragmáticas y situar la economía mundial en una trayectoria ascendente sostenible.

La aplicación de políticas internas sólidas, el impulso del comercio mundial y el fortalecimiento de las instituciones contrarrestarán la incertidumbre y reforzarán la resiliencia macroeconómica. Aumentando la asistencia internacional y brindando soluciones para afrontar la elevada carga de la deuda se ayudará a los países vulnerables. La inversión en tecnologías digitales contribuirá a un futuro más próspero e inclusivo. Además, la lucha conjunta contra el cambio climático ayudará a preservar nuestro planeta.

Dada la extensión del informe, les invitamos a acceder a este dando click al final de esta imagen

Sobre Revista Corrientes 3784 artículos
Directores Orlando Cadavid Correa (Q.E.P.D.) y William Giraldo Ceballos. Exprese sus opiniones o comentarios a través del correo: [email protected]