No perder la brújula

Valores y religiones. Ilustración Other Quiz

Por Carlos Alberto Ospina M.

Independiente de la creencia religiosa y la convicción ciertas personas profesan la fe, moviéndose entre el temor al castigo divino, la falta de esfuerzo y la comedia de no poner en práctica los principios de la oración. En esta cuestión, ‘a dios rogando y con el mazo dando’.

El beneficio de la duda aplica en el entorno de la ignorancia de las cosas y en la retahíla de los sermones sin asimilar el contenido ni el significado espiritual a favor de la bondad. Por eso, la importancia de comprender el mensaje y la obligación moral de cumplir a cabalidad, el testimonio, en el sentido de la doctrina religiosa que se ejerza. «Trata a los demás como querrías que te trataran a ti». (sic- Regla de oro del budismo).

El individuo puede ser amplio de palabra y muy mezquino en el proceder a medida del deseo de causar daño por obra u omisión. Enfrente del altar varios interpretan de rodillas la conversión de ánimo y junto al templo, con alevosía, destruyen el buen nombre de diferentes parroquianos. ‘La religión está en el corazón y no en las rodillas’ (sic – Douglas William Jerrold, dramaturgo inglés).

Terceros se jactan de llevar a cuestas el camino de la cruz, a la par que afilan la lengua de víbora y el látigo de nueve colas como instrumento de desprecio por alguien. En tal ocasión, la generosidad es fingida, la ayuda al prójimo es una forma de subyugación, la nobleza es una mueca vacía y la gratitud es un acto sórdido que va de la mano de la abundancia material. ‘Cada obra de amor, llevada a cabo con todo el corazón, siempre logrará acercar a la gente a Dios’. (sic- Teresa de Calcuta)

Los sentimientos ambiguos ahuecan la verdad, destruyen las revelaciones y simplifican la propuesta de cada adoración. La libertad de culto plantea una relación personal con Dios que, algunos, buscan para que les sea perdonado el hecho y cubrir la huida de lo que va a hacer. En lugar de ofrendar, extraen, a base de limpiarse las manos con abundantes donativos producto de las drogas ilícitas, el lavado de activos, el sicariato y el tráfico de fauna silvestre; entre otras modalidades implementadas por el crimen organizado. Unos cuantos salen estirando el cuello alabándose como hijos del señor, limpios de conciencia y bendecidos por aquello de ‘el que esté libre de pecado que tire la primera piedra’. ¡Qué fingido modo de cantar el credo y qué conveniente desahogo! 

Sin duda, solo el recién nacido tiene el don inmaculado y por antonomasia, para los católicos, la Virgen María. Con el pasar del tiempo se disipa el carácter de ese adjetivo y la naturaleza humana desperdicia el propósito del amor. 

El egoísmo, el rencor, la infidelidad, la corrupción, la deslealtad, la hipocresía, la mentira y la violencia llevan a perder la brújula del alma. Llámense normas de conducta, escrituras bíblicas, Corán, enseñanzas filosóficas de Buda, parábolas protestantes; en fin, todas las devociones buscan la sabiduría. ‘Lo mismo que un árbol tiene una sola raíz y múltiples ramas y hojas, también hay una sola religión verdadera y perfecta, pero diversificada en numerosas ramas por intervención de los hombres’. (sic – Mahatma Gandhi)

Enfoque crítico – pie de página. La decadencia del género humano tiene mucho que ver con la indolencia y la infelicidad.

Sobre Revista Corrientes 3577 artículos
Directores Orlando Cadavid Correa (Q.E.P.D.) y William Giraldo Ceballos. Exprese sus opiniones o comentarios a través del correo: [email protected]