Pantalla & Dial: Los despistados preguntan por qué ganó Petro?

Pantalla & Dial

Por Edgard Hozzman

Mientras el brillante nuevo presidente del Partido Conservador celebró “el tono conciliador y generoso con que el Presidente Gustavo Petro convocó a las fuerzas políticas”; mientras el impetuoso expresidente Álvaro Uribe, dijo: “acojo el generoso gesto del Presidente Petro”.

Mientras la presidente de la U expresó otro tanto; mientras Rodolfo Hernández fue y abrazó al ganador; y los Verdes acogieron su llamado sin condiciones; es decir mientras Petro logró unir a Colombia, pacificar los ánimos exaltados de la campaña y desvirtuar las consejas, calumnias y mentiras de lo sucedería si ganaba.

Mientras las falsas especies de que Petro estuvo en la toma el Palacio de Justicia; que iba a expropiar; que iba a robarse las pensiones de los colombianos; que asesino gente, hoy hay plena claridad de que todo eso fue infamia; no hay una sola investigación de la Fiscalía, la Procuraduría o ningún ente de justicia contra el nuevo presidente, a quien los más extremos de la derecha extrema no pudieron vencer con tanta vileza 

Petro Congresista fue el gran denunciante de la corrupción política y quien generó los más duros debates a los hampones de cuello blanco; fue quien denunció el “robo a Bogotá” por lo cual están en la cárcel los hermanos Moreno Rojas y sus secuaces. 

EL CENRO DEMOCRATICO TIENE SIETE GUERRILLEROS 

El Centro Democrático cuenta en sus filas con siete exguerrilleros de distintos grupos armados, y uno de ellos, el Senador Ever Bustamente, aclaró antes de la Segunda Vuelta: “Petro era un muchacho que ni siquiera empuñó las armas”.

Es fácil entender por qué tanta insania contra él, era el único capaz de acabar con la perpetuidad de la politiquería y los corruptos en el poder; porque pareciera que a Bustamante, Darío Mejía, Carlos Franco, Angelino Garzón, Eduardo Chávez, José Obdulio Gaviria, Augusto Osorno, quienes ampara el Centro Democrático, así como el excelente alcalde y gobernador Antonio Navarro, les fue perdonado haber sido guerrilleros, pero no a Petro, (por quien yo no voté), pero a quien valoro su pasión por buscar la paz de Colombia.   

El combo del Centro Democrático

Una cantidad de guerreristas decían que se irían del país, sin embargo cambiaron de opinión y se quedarán porque Petro logró el milagro relámpago de demostrarle a quienes no conocen ni por el forro sobre justicia social que “el tigre no es como lo pintan”. 

Mucho antes de posesionarse ya desvirtuó y enterró el falso y oportunista mensaje del supuesto «castrochavismo”, con el que los enemigos de la paz sembraron el terror en Colombia y manipularon a muchos miles de electores, “atortolándolos” con que les quitarían su carrito y su pensión. ¡Tan pendejos!

BIEN CARACOL CM& ZONA LIBRE Y REINA ¿Y CARLOS CORTES?

Tanto el Canal Caracol, como CM&, y Zona Libre del canal Red Más han realizado los mejores informes sobre la “despolarización” de Colombia, dándole el verdadero valor al ambiente de paz política que se respira en Colombia a raíz del informe de la Comisión de la Verdad, y del empeño por ella del nuevo gobierno.

Hay que abonarle al noticiero del Canal RCN haber atemperado su gobiernismo extremo, tal vez consciente del inmenso desprestigio al que ha llegado su presidente Duque. 

Sin embargo, en los temas sobre el nuevo gobierno, la campaña presidencial, el Informe de la Comisión de la Verdad, y hace poco sobre otro de la JEP la JEP, la desabrida periodista Maritza Aristizábal, que ha hecho de la sección política una colcha de chimes.

Es la misma “analista” que se prestó para un criticado “show” filial mediático, ella “recita” lo que le escriben y lo hace mal, es insegura y su voz muy “disparejita”. Pero si acaso fuera quien opina, luce demasiado parcializada; siempre le tira “al que ganó”. ¡Ah! No sabe pararse frente a las cámaras, y fuera de eso la enfocan “retemal”. 

RICARDO CALDERÓN EL INVESTIGADOR ESTRELLA DE LA TV

Excelentes las investigaciones y la dramática entrevista de Ricardo Calderón, (periodista investigador estrella de la TV, del Canal Caracol), a un sargento retirado del ejército que aceptó haber cometido 54 homicidios en falsos positivos, y que denunció a varios oficiales superiores que ordenaron ejecuciones de gente inocente que no tenía que ver nada con la política,

Ricardo Calderón cuando era «invisible». Foto El País

Desgarrador el informe sobre cómo unos miliares secuestraron a dos jóvenes, los uniformaron y los mataron; y cuando su padre y su madre trataron de investigar el crimen, los asesinaron vilmente.

Por su parte, fue manifiesta la seriedad de CM& en informar sobre el Documento de la Comisión de la Verdad y la reciente entrevista de Yamid Amat, al sacerdote De Roux, gestor, con Eduardo Cifuentes de la JEP, de las grandes investigaciones que están esclareciendo los crímenes y violaciones a los derechos humanos que ha ensangrentado a Colombia durante más de 50 años.

NO LE DAN CREDITO A CARLOS CORTES EN ZONA FRANCA 

De destacar igualmente la serie de capítulos sobre esos temas en Zona Franca, del Canal Red Más moderados por María Camila Orozco. Y como es ya costumbre, los análisis juiciosos de Mauricio Reina en el informativo de esa cadena. 

A propósito de Zona Franca, aparece en su presentación la imagen del excelente periodista Carlos Cortés, paro no le dan ningún crédito, lo cual suena a injusticia porque si él está aportándole a ese programa merece figurar con nombre, porque él no es ningún NN

“BEATAS HISTÉRICAS” EN LAS REDES SOCIALES

Y el pánico con el que las “beatas histéricas” de las redes sociales que encomendaban a Colombia ante el Sagrado Corazón y La Virgen de Chiquinquirá, para que impidieran que el “Demonio Petro”, fuera a robarse las elecciones”, pues si subía iba a ocurrió un baño de sangre. 

Cuando Gustavo Petro «El satánico» asustaba a Semana y las beatas colombianas se orinaban de miedo

Aunque Gustavo Petro, a quien reconoció el presidente Biden en cosa de horas, logró desactivar de inmediato la dañina polarización. Pero aún así, subsisten los fanáticos ultraderechistas estigmatizadores y guerreristas que no quieren dejar de incendiar al país fomentando los odios. 

¿Ejemplos?  Los “peones” del ajedrez político, apasionados, ciegos e intolerantes: Paloma “Violencia”, “Mafa Incabal”, Eduardo, se hace llamar Edward, (¿lobería?), Rodríguez; Ciro “Peraloca” Rodríguez, Rosario “Guerra es Guerra”; Miguel Furibe, (“El voltiarepas”): y   Paola “Hollín”, perdón, Holguín; Fernando Londoño “arma bollos, o peleas); el General Zapatazo; María Isabel “Llanta”, y “La Mona” Vicky de Ávila, ¡la que sabemos!

Un conocido de Bogotá, con carro, me contó que no votó, “porque le dio pereza; el día estaba un poco frío y me pareció mejor quedarme viendo televisión para enterarme de qué pasaba en el país

HAY QUIENES NO PIENSAN EN EL FUTURO DE COLOMBIA

No le dije nada porque cada quién puede hacer lo que le parece, sin embargo, esa actitud es ejemplo claro de por qué aun teniendo recursos democráticos para que el país mejore, hay quienes no piensan en el futuro de Colombia, porque tiene más peso su negativo civismo. Y los despistados se preguntan: ¿Por qué gano Petro?

El ejemplo del mencionado conocido multiplicado por miles de casos, contrasta con el de más de 22 millones de colombianos que depositamos nuestro voto por Rodolfo Hernández, Gustavo Petro, o en blanco ejerciendo un derecho.

Pero a la vez un deber moral porque el voto tenía que ver con el futuro de los hijos millones de familias colombianas que transitan la desesperanza, la tragedia, la violencia, la pobreza y el hambre siendo desoída por este gobierno subnormal, indolente, decadente, despilfarrador e ineficiente.

“COMPATRIOTAS” SIN COMPROMISO SOCIAL

Los mayores hemos vivido con mucha suerte, así que nuestro futuro no cuenta tanto, pero sí el de los menores y mayores de unas comunidades en desgracia, a quienes ofende la irresponsabilidad de tantos “compatriotas” sin compromiso social ni sensibilidad humana.

He escuchado a algunos colombianos que aún están extrañados y tratando de explicarse cómo fue que Gustavo Petro, consiguió los millones de votos que necesitaba entre la Primera y la Segunda vueltas para ser elegido presidente.

La explicación es sencilla, salieron de una masa humana esperanzada en un cuatrenio que represente justicia social y una batalla vertical contra los corrutos, postulados de Hernández y Petro.

Los dos surgieron en grande como respuesta al clamor nacional de un cambio real; uno de ellos debía ganar, tuvo mayor credibilidad Gustavo Petro.

VALEROSAS MOVILIZACIONES POR TIERRA Y AGUA,

Y triunfó porque contrario a los cómodos con transporte de “primera” que despreciaron un recurso democrático, el ganador contó con una incontenible movilización histórica de millones de indígenas, negros, campesinos, y trabajadores con ilusión de patria que llegaron a las cabeceras municipales para depositar su voto.

Viajaron horas o días recorriendo decenas de kilómetros desde el campo, la selva y los más alejados parajes o villorrios de Colombia, a pie, en chalupas, canoas, camiones, chivas o a caballo. 

Al ver en los buscadores de Internet las maravillosas fotos que registran las valerosas movilizaciones por tierra y agua, de estos colombianos que creyeron en las propuestas contrarias al del establecimiento irresponsable, corruto y desgastado.

Uno no puede menos que admirar a esos millones de sufridos, pero valientes colombianos que a pesar del infortunio vencieron distancias y condiciones climáticas adversas con un inmenso esfuerzo, y con la fe viva y entera la esperanza.

ORLANDO CADAVID CORREA

Falleció el pasado 27 de junio en Medellín el maestro de maestros del periodismo, Orlando Cadavid C, en quien se conjugaban todas las virtudes de un excelente comunicador, respetuoso del idioma, gran escritor y consagrado lector.

Fue un profesional, serio, objetivo, ético, decano del periodismo responsable, hecho con el esfuerzo diario con la sabiduría que le dio la experiencia y su mística por su profesión.

Su gestión al frente de Radio Sucesos RCN, La agencia Colprensa, Caracol Radio dejo la huella de su vocación y talento, el sello de su nombre, sinónimo se excelencia y ética.

Orlando Cadavid con su pluma redacto buena parte de la historia de los últimos sesenta años de Colombia, fue un periodista que presentía el suceso, la noticia o lo que en el argot periodístico se conocía como chiva.

Por su objetividad, ética e imparcialidad fue un periodista respetado, admirado y de gran credibilidad, fue un profesional sin mancha, enemigo de reconocimientos y homenajes, para él lo más importante era la verdad y la noticia seria y objetiva, su lema, “sin confirmar no lo decimos”.

Orlando, fue grande sin vanidad. Al preguntarle  ¿cómo se definiría?, comento sin rodeos, “soy un paisa nacido en Bello, muy cerca de Medellín, formado como periodista a puro pulso en Manizales, al lado de Eucario Bermúdez, en la legendaria Transmisora Caldas”.

Allá pasó, además, por la dirección de los noticieros de la Voz del Ruíz, de Caracol y Radio Manizales, de Todelar (en los tiempos del maestro Antonio Pardo), y fue corresponsal de El Espectador, primero, y El Tiempo después, antes de recalar en Bogotá, donde fue jefe de redacción y director de Radio sucesos RCN.

También fue cofundador de la agencia de noticias Colprensa, hasta que fue llamado por Yamid Amat a hacerse cargo del servicio informativo de Caracol en Medellín, en los convulsivos tiempos de la demencial arremetida del mafioso Pablo Escobar contra el estado colombiano.

Tiene tres hijos: las manizaleñas Tatiana y Pamela y el varón Orlando Júnior, bogotano. Y tres pequeños nietos: Tomás, Sebastián y Sofía.

HOMENAJE POSTUMO DE RUBENCHO A ORLANDO CADAVID

Por Rubén Darío Arcila

Ay, Manizales del alma. Allí reposan las cenizas de Orlando Cadavid Correa, Ramón Ospina, Ernesto Gutiérrez y Pepe Cáceres.
Todos son de Catedral: por inspirar con su pluma las mejores crónicas desde la ciudad querida o torear con el capote «por cacerinas» en los ruedos del mundo; otro por conectar con los tendidos muletazos y embestidas insobornables; sin faltar el ganadero prestigioso con sus sementales de Dosgutierrez. Orlando llega al panteón de la fama caldense por su casta bellanita de gran amigo y cultor del idioma. Cada cuartilla suya medía 1-90, la misma estatura de su profesionalismo y amistad. Murió al pie de la Biblioteca Pública Piloto, Barrio Carlos E. Restrepo, dejándonos la enciclopedia de su vida para futuras generaciones. Adiós, hermano. No veremos «al aire» en otra frecuencia.


FERNANDO CALDERON ESPANA RECUERDA A ORLANDO CADAVID 

“Por fuera mil detalles de elegancia, por dentro mil puntadas de perfección. Es un vestido Valher”. Vestidos Valher presentan Radio sucesos RCN, director Orlando Cadavid, jefes de redacción Marcos Jara y Francisco Tulande.”

Así decía o sonaba (favor ponerle música en la imaginación) la voz de Difarnecio en la presentación de Radio sucesos RCN que leían, sin equivocarse, durante una hora Fabio Becerra Ruiz y/o Heliodoro Otero y en la noche José Hilario Rojas y/o Carlos Ruiz Pacheco. Jara (qepd) y Rojas, opitas que nos antecedieron a Artunduaga y a mí en la llegada a la radio bogotana, en donde estaban las matrices de todas las cadenas.

Mucho antes lo había hecho en Todelar Emiro Fajardo como lector del Noticiero que tenía un mundo de noticias para un mundo de oyentes.

Por la época en que todo eso pasaba y sonaba conocí, gracias a Artunduaga, a un hombre tan alto como el reportero laboyano recién incorporado a RCN. Era Orlando Cadavid, el mismo que se ocupó de mí, varias veces años más tarde, como columnista de farándula en la sección Juan sin miedo de El Espacio. Me trató bien. No fui amigo, pero si fomentamos un respetuoso colegaje. Varias veces almorzamos gracias a cercanías propiciadas por Francisco Restrepo Arroyabe, otro mecenas.

Pachito me puso como director de Continental, la matriz del circuito Todelar, en su reemplazo.

Orlando era un hombre de altura, en su propuesta periodística, en su pasión por las noticias y en su consideración humana.

Orlando Cadavid Correa, sentado, director de Colprensa, y a partir de la derecha, César Vallejo, recientemente fallecido, Giraldo Gaitán Osorio, Ángel Gabriel Romero Bertel y Arturo Jaimes Triana. (Foto Colprensa)

Muchos agradecieron su mano invisible que los condujo por las mil puntadas de perfección que hay que dar en la vida para lograr un nombre en el aire. Yo agradezco también haberlo conocido.


A toda esa horda que Orlando creo en torno de las primicias, los extras, las chivas, mi solidario saludo de pesar.

NOTA DE ESTEBAN JARAMILLO :CON OTROS OJOS

Por Esteban Jaramillo Osorio.

No ganó Nacional por decreto o con el reglamento a favor. Con sospechas o trampas. Tampoco le dio la espalda al futbol, a pesar de sus sufrimientos. En final atrapante, emotiva e incierta, con las circunstancias incontrolables que siempre tiene el futbol, doblegó sus temores y sus dudas y a un rival aguerrido, el Tolima, digno perdedor.


Celebró con una jugada patentada hace años por un técnico inolvidable, Oswaldo Zubeldia, también campeón, que enseño el valor fulminante de un doble cabezazo en el área. Los libretos nunca envejecen. De ellos se nutrió «el arriero» Herrera, el técnico ganador, cuando era futbolista de lujo. Desde esos años aprendió a triunfar.


NACIONAL supo enderezar el camino a mitad del curso. No logró el triunfo por proceso sino por individualidades influyentes. Por el apoyo de su hinchada, por el poder de su musculo financiero, por el oficio de la veteranía, por el convencimiento y su poder competitivo, por guerrear o por jugar.

Nada de que lamentarse tiene el Tolima. Porque enfrentó a un gran rival, al cansancio, a las lesiones, al triple torneo que juega en simultaneo, incluida La Libertadores en la que es el único sobreviviente colombiano, e intentó salir del atasco al que lo llevaron sus errores.


Aprendió que ganar no solamente está en los títulos, sino en saber salir de las desgracias.


Como deben hacerlo otros clubes, entre ellos el Cali, anterior campeón, el Junior con su nómina boyante mal administrada; Millonarios con sus promesas incumplidas y Medellín con sus injustificados sueños de grandeza.

Los demás clubes, tienen restringidas sus aspiraciones, exceptuando a Equidad que hace mucho con poco…grandes campañas hay a su favor, con nóminas sin lujo; Envigado que tiene definida su filosofía formativa y vendedora y Santa fe, que esquiva con esfuerzo la quiebra, a la que lo someten perversas administraciones anteriores. 


Algunos de sus directivos escupen para arriba al empezar el torneo, porque no saben contratar, ni gestionar. No respetan los procesos ni a los entrenadores y trabajan valorando el futbol preventivo, sin osadía para atacar, porque lo importante es no perder. El dinero por encima del talento, el bolsillo más importante que la fiesta.

COLOMBIA LIDER DE GIMNACIA EN LOS PANAMERICANOS DE RIO 

La entrenadora nacional de esta disciplina deportiva, Katish Hideri Recalde C está satisfecha con los logros en la cita panamericana en Rio de Janeiro.

Tres medallas de oro y la sorprende actuación de, Ángel Hernández R medalla de oro.

Qué bueno fuera que el periodismo deportivo tuviera en cuenta a estos deportistas que dejan en alto el nombre de Colombia y son una positiva imagen para el país.

Como dato adicional, la entrenadora, Katish H Recalde es hija de, Maricela Campos cantante que nació en La Hora Philips a comienzos de los años setenta, ella fue promocionada por, Armando Plata Camacho como, Manuela.

Hoy retirada de los escenarios es una exitosa abogada y docente radicada en Madrid España, desde donde disfruto los éxitos de su hija, Katish y su nieto Ángel Hernández.

ehozzman1@yahoo.com

Sobre Revista Corrientes 5895 artículos
Directores Orlando Cadavid Correa (Q.E.P.D.) y William Giraldo Ceballos. Exprese sus opiniones o comentarios a través del correo: williamgiraldo@revistacorrientes.com

1 comentario

  1. El comentario de arriba muestra que no leyó la nota con atención. Hozzmann NO VOTÓ POR PETRO. Él mismo lo dice. A Hozzmann se le puede criticar por su lambonería con Julio Sánchez y la parrilla excesivamente bogotana y clasista de W Radio, pero también se le debe alabar por ser crítico de este terrible gobierno que puso al electo presidente. Comprensión de lectura precaria, como la de mayoría de los seguidores dogmáticos de Álvaro Uribe Vélez.

Los comentarios están cerrados.