Martes de la luenga lengua: Resoluto, rezongo, inmorible, comparación, a-de y un soneto

EL LENGUAJE EN EL TIEMPO

Hemos (no habemos), mutis por el foro, a lo que vinimos

Fernando Ávila

Cita de wasap: “Habemos varios estudiantes de Derecho interesados”. Comentario: Menos mal que son estudiantes. Existe la esperanza de que en la clase de redacción descubran que “habemos” es error. El verbo haber tiene un régimen especial de conjugación cuando significa ‘existir’: no varía para el plural. Así, “hay un estudiante” y “hay muchos estudiantes” (no “habemos”). ¿Y sin uno se quiere incluir? ¡Cambie de verbo!, “somos varios estudiantes”, “estamos varios estudiantes”.

Lo mismo vale para los demás tiempos y modos del verbo haber, “había un problema” y “había mil problemas” (no “habían”); “habrá un caso” y “habrá cien casos” (no “habrán”), “habría algún incauto” y “habría muchos incautos” (no “habrían”). También se aplica esta norma a las formas compuestas en las que el verbo haber es auxiliar de sí mismo, “ha habido una revisión” y “ha habido tres revisiones” (no “han habido”).

¿Cuándo, entonces, se pueden usar las formas plurales del verbo haber? Cuando es auxiliar de otro verbo, “hemos llegado varios estudiantes” (verbo llegar), “habían dicho que querían subir” (decir), “habrán resuelto ya el problema” (resolver), “habrían pagado por cuotas” (pagar). En estos casos sí hay diferencia entre la forma singular, “Mireya ha resuelto diez casos”, y plural “Mireya y Javier han resuelto diez casos”, dependiendo de si el sujeto es singular, Mireya, o plural, Mireya y Javier.

En todo caso, “habemos” no es inflexión del verbo haber. La forma correcta es “hemos”, no para decir “hemos varios estudiantes”, pero sí para usarla como auxiliar “hemos decidido que no”, “hemos atravesado tres veces el río”, “no hemos abofeteado a nadie”.

Mutis por el foro

El lector Alfonso Muñoz pregunta: ¿De dónde viene “mutis por el foro” y qué significa? Respuesta: Mutis, que a más de uno le sonará a “¡cállese!”, por relación con la palabra inglesa mute, ‘mudo’, presente en aparatos electrónicos, es en realidad una forma del verbo italiano mutisi, que significa, “¡retírese!”. “¡mutis por el foro!” es lo que el apuntador o consueta le dice al actor para que salga del escenario, porque su participación en el acto teatral ya ha terminado. El foro, en este caso, es el ‘fondo del escenario’.

La expresión pasó del teatro a otros ámbitos. Se usa para referirse a quien escurre el bulto (‘elude un compromiso’), a quien se rehúsa a dar su opinión o fijar su posición intelectual, a quien se aparta del conflicto que lo compromete, etc. En el lenguaje común alude sencillamente a ‘irse de algún sitio’.

A lo que vinimos

El lector Jesús Lizardo Barrios pregunta si lo correcto es “A lo que venimos” o “A lo que vinimos”, con referencia a una sección de noticias del canal RCN. Respuesta: La frase hecha, tópico o cliché es “A lo que vinimos”, que se usa para invitar a decir o hacer lo debido, lo previsto, lo acordado. “Vinimos” es el pretérito (pasado), “nosotros vinimos el año pasado”. “Venimos” es el presente, “nosotros venimos los lunes”. Las dos formas son correctas, pero la frese típica colombiana es “A lo que vinimos”, válida en la medida en que la acción de venir ya se cumplió, es pasada, pretérita, y lo que sigue es cumplir la misión, en el caso concreto, hacer la entrevista, descubrir la verdad, indicar el camino…

Preguntas: feravila@cable.net.co

QUISQUILLAS DE ALGUNA IMPORTANCIA 

por  Efraim Osorio López

eolo1056@yahoo.com

¿Estará bien empleado ahí el adjetivo ‘resoluto’?

En un artículo de autor anónimo de la sección de LA PATRIA “Hace 25 años”, dedicado a la memoria de don Ernesto Gutiérrez Arango, el doctor José Fernando Gómez Bermúdez encontró dos palabras que le llamaron la atención, quizás por su rareza: ‘resoluto’ y ‘rezongo’. Dice así el texto: “Ernesto Gutiérrez tenía un además resoluto, enmarcado por su barba blanca. Suya era también cierta impaciencia que lo llevaba al rezongo” (LA PATRIA, 30/3/2022). Según el citado profesional del Derecho, en lugar de ‘además’, debe leerse ‘ademán’, y con razón, porque ‘además’ es ‘además’ y nada más. ¿Estará bien empleado ahí el adjetivo ‘resoluto’? No me parece, porque, como adjetivo y aun como participio, afecta primordialmente a personas. El Diccionario le asigna estas acepciones: “(Del participio irregular* de resolver; latín, resolutus). 1. Dicho de una persona: Que obra con decisión y firmeza. // 2. Dicho de una persona: Que tiene desenvoltura, facilidad y destreza. // 3. Compendioso, abreviado, sucinto”. Adjetivos estos últimos que de ninguna manera califican ademanes. Sin embargo, y para no quitarle la ‘barba blanca’  a la descripción, y buscando un sinónimo de ‘resoluto’ –que tiene muchos, y que hay que saber emplear– más apropiado, podríamos cambiar la frase de esta manera: “…tenía un gesto definido, enmarcado por la barba blanca”. Y, por el contexto, ‘rezongo’ (‘acción y efecto de rezongar’) sí está bien empleado en la descripción, porque ‘rezongar’ es “gruñir, refunfuñar a lo que se manda, ejecutándolo de mala gana”. Y ‘refunfuñar’ –cuyo sustantivo es ‘refunfuño’– quiere decir “emitir voces confusas o palabras mal articuladas o entre dientes, en señal de enojo o desagrado”. *Nota: En su “Mega gramatical y dudas del idioma” (1985), el lexicógrafo Emilio M. Martínez Amador no incluye en su lista de verbos castellanos con participio irregular a ‘resolver’, por lo cual se puede decir que el participio ‘resoluto’ es anticuado, a saber, que ya no se emplea para la formación de los tiempos compuestos. ***

Párrafo aparte merece el comienzo de la nota conmemorativa, que, a la letra, dice: “Inmortal, mas no inmorible”, expresión que el autor anónimo le atribuye a Juan Gossaín, dedicada a Alejo Durán. ¿Es castizo el adjetivo ‘inmorible? Hay que tener en cuenta primero que no todas las palabras castizas están asentadas en los diccionarios, como ‘invivible’, castiza en un ciento por ciento, y que aparece por primera vez apenas en la última edición de El Diccionario. Pero el adjetivo en cuestión no está bien construido, porque, aunque  consta del prefijo ‘in-’, que significa ‘privación’, la terminación ‘-ble’  no le es apropiada, ya que indica una posibilidad pasiva, es decir, la capacidad de recibir la acción de un verbo transitivo, lógicamente, y ‘morir’ es intransitivo. Como ‘habitable’, ‘lugar en el que se puede habitar’; pero ‘inhabitable’, por el prefijo, ‘lugar en el que no se puede habitar’. Con los verbos intransitivos la desinencia ‘-ble’ forma adjetivos generalmente con valor activo, por ejemplo, ‘vivible’ –que no está en El Diccionario–, lugar en el que se puede vivir. Conclusión: ni ‘morible’, ni ‘inmorible’. ***

En castellano, las comparaciones se establecen con la conjunción ‘que’, por ejemplo, ‘hoy estamos más mal que ayer’.  Y en castellano también, ‘mayor’ y ‘menor’ son los grados comparativos de ‘grande’ y ‘pequeño’, respectivamente. Por esta razón, el segundo elemento de la comparación debe unirse al primero con la conjunción ‘que’, no con ‘a’, como en este titular: “Utilidad de la Feria menor a la anunciada” (LA PATRIA, 6/4/2022). “…menor que la anunciad”, castizamente. ***

“Respetuosos a las decisiones judiciales” se lee en una carta que, según la W Radio (8/4/2022), más de cincuenta abogados le dirigieron al Consejo Superior de la Universidad Sergio Arboleda. Y ninguno de esos jurisperitos le corrigió al redactor de la epístola el mal empleo de la preposición ‘a’ en esa frase: así como decimos ‘devoto de la Virgen María’, porque ella es el objeto de dicha devoción, debemos decir ‘respetuosos de las decisiones’, porque éstas son el objeto de ese respeto. 

PODCAST

FundaciÓn para el español urgente/ RAE

El término pódcast, con tilde, es la adaptación de podcast, que es la emisión o el archivo multimedia, en especial de audio, concebidos fundamentalmente para descargar y escuchar en ordenadores o en reproductores portátiles.

En los medios de comunicación es muy habitual encontrar frases como «Varios expertos hablarán sobre las posibilidades del podcast como nueva forma de difusión y narración» o «Se confirma: los podcast llegarán a YouTube».

La voz inglesa podcast se ha formado por acronimia a partir de la marca iPod, uno de los reproductores portátiles más populares, y el término broadcast (‘emisión’ o ‘transmisión’). 

Se trata de un término que admite una fácil adaptación a la ortografía del español: pódcast, con tilde en la o, ya que su pronunciación es llana. Su plural, igual que el de la palabra test, es invariable (un pódcast / varios pódcast), como se indica en la cuenta de Twitter de la Real Academia Española.

Por tanto, en los ejemplos anteriores lo adecuado habría sido escribir «Varios expertos hablarán sobre las posibilidades del pódcast como nueva forma de difusión y narración» y «Se confirma: los pódcast llegarán a YouTube».

En el caso de preferir el término inglés, se recomienda escribirlo en cursiva o entrecomillado, si no se dispone de este tipo de letra, y manteniendo la forma del plural inglés, podcasts.

Para referirse a la persona que se dedica a la creación de pódcast o participa en ellos, la cuenta académica de Twitter también indica que lo más adecuado es utilizar el término español podcastero, ra, que ya está bastante extendido, o el anglicismo podcaster escrito en cursiva o entre comillas.

EL SONETO DE POMPILIO IRIARTE

Brevísima historia del hombre 

La guerra avanza ciega como incendio 

que hace leña del bosque y la madera. 

Arde el mundo y en una sola hoguera 

Europa es un resumen, el compendio 

de la infinita estupidez humana. 

Ahora sí los tiranos, satisfechos, 

abrevian en las brasas culpas y hechos, 

delitos como abrir una ventana. 

A los primeros muertos los cremaron. 

Poco después no hubo enterradores. 

Peores que las balas, los insultos, 

sobre la Tierra los abandonaron. 

Libres ya de palabras y dolores, 

iguales todos, todos, insepultos. 

Pompilio Iriarte 

Sobre Revista Corrientes 5671 artículos
Directores Orlando Cadavid Correa y William Giraldo Ceballos. Exprese sus opiniones o comentarios a través del correo williamgiraldo@revistacorrientes.com