Las “preocupantes exclusiones económicas” detrás del rebote de las economías de México y Colombia

Mark Thomas es director del Banco Mundial (BM) para México, Colombia y Venezuela desde agosto de 2021. Fotografía cortesía del BM. JESSICA BELMONT

ISABELLA COTAMéxico – 08 DIC 2021 – 20:38 COT

Mark Thomas es director del Banco Mundial (BM) para México, Colombia y Venezuela desde agosto de 2021. Fotografía cortesía del BM.
Mark Thomas es director del Banco Mundial (BM) para México, Colombia y Venezuela desde agosto de 2021. Fotografía cortesía del BM.JESSICA BELMONT

Detrás de las cifras que pintan una recuperación económica persisten desigualdades y exclusiones que preceden — y fueron exacerbadas por — la covid-19. Para Mark Thomas, director del Banco Mundial (BM) para Colombia, México y Venezuela, los Gobiernos pueden aprovechar la inercia generada por la pandemia para diseñar nuevas políticas públicas que resuelvan estos problemas. Thomas, quien fue nombrado para ese puesto en agosto, insta a matizar las cifras de crecimiento del producto interno bruto (PIB) para visibilizar las duras realidades que los datos no retratan.

Doctor en economía por la Universidad de Princeton, Thomas trabajó en Brasil y Turquía previo a su llegada a la Ciudad de México, desde donde supervisa las operaciones de la multilateral en ese país y en Colombia. A pesar de que Venezuela es un país miembro del BM, la organización no opera ahí desde 2007, cuando el presidente Hugo Chávez pidió su salida. El banco ofrece a sus países miembros asesorías técnicas, financiamiento para ciertos proyectos y apoyo en el diseño de políticas públicas. Este año, por ejemplo, Thomas y su equipo implementaron un programa de financiamiento rápido para ayudar al Gobierno de Colombia a registrar e integrar en el país a cerca de 1,7 millones de venezolanos que ahora viven en el país vecino.

En entrevista con EL PAÍS, Thomas habla con preocupación del impacto que la pandemia tiene en mujeres, personas indígenas y aquellos con discapacidad.

Pregunta. ¿Cuál es su perspectiva a mediano plazo para México y Colombia?

Respuesta. Antes de hablar del futuro, hablemos del presente. Medido por el impacto en salud o la economía, la región latinoamericana es la más afectada por la pandemia en el mundo. El impacto en el ingreso, el empleo, la participación escolar y en otros niveles pertinentes a los hogares ha sido severo. Ambos países, Colombia y México, están saliendo de una severa recesión. Ambos países también tenían condiciones preexistentes, por decirlo en terminología médica, que son: el bajo crecimiento de la productividad y la alta desigualdad, esta última tenía aspectos de exclusión social y transmisión intergeneracional que le dan proporciones históricas. Lo que podemos decir es que la pandemia agudizó ambos. La pandemia creó obstáculos en contra del crecimiento y la recuperación económica, pero también tuvo impactos diferenciados, igual que en países desarrollados, incrementando la desigualdad.

Como ejemplo están los efectos en el logro educativo de los niños, los cuales han sido más severos entre las familias de menores ingresos. Por lo tanto, tienes que los impactos son diferentes a través de la distribución de ingresos, a través de la vulnerabilidad de los grupos, de los indígenas, de los afrodescendientes y entre quienes sufren de una discapacidad. Todas estas inequidades han empeorado por la pandemia. Hablando del futuro se espera que ambas economías regresen a los niveles de actividad en que estábamos antes de la pandemia, medido por PIB. Eso es verdad de los números macroeconómicos, y es parcialmente cierto de cifras de desempleo. Sin embargo, esto no es correcto cuando analizas el impacto de largo plazo y de distribución de la pandemia. La composición del empleo ha cambiado, ha habido un desplazamiento del empleo formal al informal. La gente ha dejado el mercado laboral y esta salida tiene un componente de género. La mayoría de las personas que han dejado su trabajo han sido mujeres y eso, probablemente, está relacionado con el hecho de que la pandemia no ha acabado. Persisten aún muchas de las dificultades para los hogares por la covid-19 y a pesar de los avances en la vacunación que hemos visto. A nivel de país, si comparas Colombia con México, Colombia tuvo una caída de 6,8% del PIB, ligeramente menor que el 8,3% en México. Colombia está viendo un rebote más rápido que México. Estimamos que Colombia crezca 7,7% este año y México 5,7%. En 2022 y 2023 esperamos crecimiento 4% en Colombia y entre 2 y 3% al año en México. Lo importante, creo, es que debajo de estos números macroeconómicos que sugieren una recuperación, existen temas microeconómicos de distribución de capital humano que no se recuperarán o resolverán tan rápidamente y que presentan un desafío de política pública para los Gobiernos.Conoce en profundidad todas las caras de la moneda.

P. En México, las reformas propuestas por el Gobierno también son obstáculos a la inversión, y, por lo tanto, al crecimiento.

R. Tanto México como Colombia están saliendo de un periodo difícil y lo que yo diría es que el reto para México es aprovechar las oportunidades para crecer y, al mismo tiempo, México debe asegurarse de que el crecimiento sea inclusivo y no aumente la desigualdad en el país. Hay cambios ocurriendo a nivel global que representan oportunidades, cambios en las cadenas de suministro, en los esfuerzos por mitigar el cambio climático y en la estructura de los mercados de exportación, al movernos hacia una economía de menor huella de carbono. Estos cambios representan oportunidades para México y Colombia. La cercanía de México con los Estados Unidos es una de estas oportunidades. El hecho de que Colombia tenga uno de los índices de biodiversidad más altos en el mundo es una oportunidad para ellos es otra y el país está implementando políticas para aprovechar esos recursos y protegerlos a la vez.

P. Nos acercamos a fin de año. Más allá de las perspectivas económicas, ¿cuáles son sus deseos para México y Colombia en el año que viene?

R. Mi esperanza es que eso que ha sido difícil este año y por la pandemia le dé inercia a los debates sobre políticas públicas y reformas. Que los países aprovechen las nuevas oportunidades. Que rompan el ciclo de lo que han sido retos de proporciones históricas que estos países han batallado para romper, específicamente el de las desigualdades estructurales.

SOBRE LA FIRMA

Isabella Cota

Isabella Cota

Es corresponsal económica para América Latina. Como periodista de investigación trabajó con Quinto Elemento Lab, NHK, BusinessWeek y OpenDemocracy, entre otros. También fue staff de Bloomberg News y Reuters en Centroamérica y Reino Unido. Es licenciada en Comunicación y Máster en Periodismo de Negocios y Finanzas por City University London.Comentarios

Sobre Revista Corrientes 6527 artículos
Directores Orlando Cadavid Correa y William Giraldo Ceballos. Exprese sus opiniones o comentarios a través del correo rcorrientes@revistacorrientes.com

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*