Iglesia agradece por acogida del Madrugón de Oración

Monseñor Rueda Cardenal y Arzobispo de Bogotá

Por Guillermo Romero Salamanca

Los despertadores de miles de hogares colombianos sonaron entre las 4 y 30 y las 4 y 45 de la mañana. Se prendieron televisores para ubicar el canal Cristovisión, se encendieron computadores para seguir la señal por distintas redes sociales y otros desde sus radios siguieron la invitación que hiciera monseñor Luis José Rueda Aparicio, arzobispo de Bogotá.

El programa que se inició a las 5 de la mañana y se extendió hasta las 8, fue denominado como el Madrugón de Oración y que giró en torno a las Bienaventuranzas, del Evangelio según San Mateo Cap. 5 Versículos del 3 al 12, de las Sagradas Escrituras.

Los obispos auxiliares Luis Manuel Alí y Pedro Salamanca, al igual que el padre Víctor Moreno de la escuela Salmos y la hermana Marta Escobar Mejía de la Conferencia de Religiosos de Colombia, CRC, reflexionaron y meditaron en torno a cada una de las Bienaventuranzas.

La música estuvo a cargo del cantautor Ángel Balanzó, quien amenizó cada momento de oración con hermosos temas dedicados al amor de Dios, a la Virgen María, a la esperanza. Al finalizar monseñor Rueda Aparicio, impartió la bendición en adoración al Santísimo Sacramento. 

MOSEÑOR URBINA HOSPITALIZADO Y 47 AÑOS DE SACERDOTE

Este 27 de noviembre, la Conferencia Episcopal Colombiana informó que monseñor Óscar Urbina, arzobispo de Villavicencio y presidente de la Conferencia, fue hospitalizado en la clínica Servimédicos de Villavicencio, por dolencias asociadas al COVID-19, sin embargo, permanece estable en la Unidad de Cuidados Intermedios.

Monseñor Óscar Urbina nació en la vereda el Peñón, Arboledas y estudió hasta noveno grado en el seminario Menor de los Padres Redentoristas, en Servitá, Santander.

Al graduarse de bachillerato, ingresó a la universidad de la Salle, donde terminó los estudios de filosofía en 1968 y realizó los de Teología en el Seminario Mayor de Bogotá. El 30 noviembre de 1973 fue ordenado presbítero por el cardenal Aníbal Muñoz Duque. En 1978 fue enviado a Roma a realizar la Licenciatura y el Doctorado en Filosofía como alumno del Colegio Pío Latinoamericano y de la Pontificia Universidad Gregoriana.

En 1982 regresó como miembro del equipo de directores del Seminario Mayor Arquidiocesano San José de Bogotá. Entre 1986 y 1994 fue Rector de dicho seminario y durante la visita de Su Santidad Juan Pablo II a Colombia, en el año 1986, hizo parte de las celebraciones litúrgicas papales.

El 8 de marzo de 1996 fue nombrado por Su Santidad Juan Pablo II como obispo Titular de Forconio y auxiliar de la Arquidiócesis de Bogotá. Su consagración episcopal fue el 13 de abril de 1996 por el cardenal Pedro Rubiano Sáenz, arzobispo de la arquidiócesis de Bogotá.

El 9 de noviembre de 1999 fue nombrado por el papa Juan Pablo II como obispo de la diócesis de Cúcuta. Su posesión fue un mes después y ejerció el cargo hasta el 30 de noviembre de 2007.

El 30 de noviembre de 2007, Monseñor Urbina fue nombrado arzobispo de la Arquidiócesis de Villavicencio por el Papa Benedicto XVI y el 26 de enero del siguiente año tomó posesión del cargo.

Participó como delegado de la Conferencia Episcopal de Colombia (CEC) en la V Conferencia General del Episcopado Latinoamericano y del Caribe (2007), celebrada en Aparecida (Brasil), y en la XIV Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos, sobre la vocación y la misión de la familia en la Iglesia y en el mundo contemporáneo (octubre de 2015). 

EL PAPA FRANCISCO Y LOS NUEVOS CARDENALES VISITAN A BENEDICTO XVI

Al final de la celebración del Consistorio Público Ordinario, esta tarde, el Santo Padre y los 11 nuevos cardenales presentes en Roma visitaron al Papa Emérito, Benedicto XVI, en la Capilla del Monasterio «Mater Ecclesiae». En un ambiente de afecto, los Cardenales fueron presentados individualmente al Papa Emérito, quien expresó su alegría por la visita y, después de cantar la Salve Regina, les dio su bendición. Poco después de las 5 p.m. la visita terminó, según informó Vatican news.

Francisco y los nuevos cardenales católicos con el Papa Emérito Benedicto XVI. Foto Vatican News

La visita al monasterio Mater Ecclesiae en el Vaticano se ha convertido en una costumbre, siempre renovada a partir del Consistorio de 2016. En las dos primeras ocasiones de 2014 y 2015, el Papa Emérito participó en la celebración en la Basílica de San Pedro. El año pasado, al dar la bienvenida a los nuevos purpurados, Benedicto XVI les recordó el valor de la fidelidad al Papa.

Sobre Revista Corrientes 6056 artículos
Directores Orlando Cadavid Correa y William Giraldo Ceballos. Exprese sus opiniones o comentarios a través del correo rcorrientes@revistacorrientes.com

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*