¿Habrá séptimo juego en Houston?

Imagen MLB

Los Filis de Filadelfia tienen la palabra. Los Astros están en ventaja 3-2 en la Serie Mundial. En Houston se juega este sábado el sexto desafío del Clásico de Otoño.-

Por Antonio Andraus Burgos

Los Filis de Filadelfia perdieron dos de los tres juegos en su casa, frente a los Astros de Houston, y los ‘siderales’ tomaron ventaja en la Serie Mundial 3-2, para regresar a su casa, el ‘Minute Madi Park’, para intentar liquidar el Clásico de Otoño en el sexto desafío, que se efectuará este sábado 5 de noviembre, a partir de las 8 de la noche, hora del Este de los Estados Unidos.

La inspiración de los Filis ha tenido que ceder en sus pretensiones gracias a la labor espectacular de los lanzadores de los Astros, tanto de los abridores, como es el caso del dominicano Cristian Javier, y del disciplinado y persistente Justin Verlander, quienes pudieron detener la ofensiva de Filadelfia en dos de los tres compromisos en el ‘Citizens Bank Park’, como del cuerpo de relevistas.

De acuerdo con las estadísticas, en la situación actual de los Astros, tienen una ventaja considerable para hacerse a la corona de la Cita de Octubre, pues de 66 partidos, los clubes que han tenido 3 ganados y 2 perdidos y regresan a su casa para disputar el sexto y, eventualmente, el séptimo juego de la serie, han ganado en 45 oportunidades.

Los Filis no perdían en casa en sus últimos siete compromisos de esta postemporada, pero ahora los Astros los derrotaron en dos oportunidades. ¿Habrá revancha en Houston?

Son los Filis los que tienen la última palabra. Para llegar al séptimo juego, tienen que derrotar a los Astros y al zurdo dominicano Framber Valdez, quien abrirá el compromiso, el ganador del segundo partido precisamente en Houston, mientras que los Filis, en el intento por insistir en que todavía no están derrotados, y ello es verdad, porque sólo se sabe cuando se cuelgue el último out de la última entrada, llevarán a Zack Wheeler a la loma, en procura de nivelar la contienda y llegar al séptimo y último desafío de la serie.

El mano a mano

Con la serie empatada a un juego, los Filis regresaron a su patio para encontrar las maneras de mantener la inspiración y vencer a sus rivales en los tres partidos siguientes, para conquistar el título. Sin embargo, las cosas no funcionaron como lo esperaban.

Foto Zona Cero

El zurdo venezolano Ranger Suárez, volviendo a su labor de abridor, dominó a su antojo a la artillería de los Astros, en cinco entradas, y con la ayuda de 4 relevistas, los Filis vencieron a sus rivales 7 carreras por 0, en el tercer partido del clásico, con una devastadora ofensiva de 5 cuadrangulares frente al abridor Lance McCullers Jr., de Bryce Harper, Alec Bohm, Brandon Marsh, Kyle Schwarber y Rhys Hoskins, en apenas cinco entradas.

Suárez en su tarea, apenas aceptó 3 indiscutibles, otorgó 1 base por bolas y abanicó a 4 bateadores; mientras que los relevistas laboraban para 2 imparables, entregando 2 bases por bolas y ponchando a 3 bateadores.

Noche histórica

Los 45.693 aficionados que colmaron el ‘Citizens Bank Park’, de Filadelfia, presenciaron una noche histórica para el béisbol, pero con sabor amargo para su divisa, en el cuarto juego de la Serie Mundial.

El derecho dominicano Cristian Javier, en un verdadero concierto de serpentinas en seis entradas completas, encabezó la nómina de los Astros, para lanzar un juego sin indiscutibles ni carreras, el primero en 118 Series Mundiales, con la ayuda de los también dominicanos Bryan Abreu y Rafael Montero, y con el cierre del taponero Ryan Pressly, para que los Astros ganaran 5 carreras por 0, para igualar la gran final a 2 triunfos por novena.

Javier en su labor, abanicó a 9 bateadores de los 20 que enfrentó, otorgando apenas 2 bases por bolas con sus 97 lanzamientos que hizo, 63 de los cuales fueron buenos, para que sus compañeros relevistas, Abreu, Montero y Pressly conservaran incólume la pizarra y el registro de las anotaciones en imparables para el juego.

La ofensiva de los Astros, mientras tanto, daba buena cuenta del abridor de los Filis, Aaron Nola, quien abandonó la lomita con las bases llenas y sin outs en la apertura del quinto episodio, cuando los ‘siderales’ consiguieron racimo de 5 anotaciones, suficientes para ganar el partido, frente a una incierta salida del relevista zurdo venezolano José Alvarado, quien golpeó al primer bateador que enfrentó, el zurdo cubano Yordan Alvarez, para una carrera ‘a caballito’, y admitió un doble de Alex Bregman y sencillo del cubano Yuli Gurriel, para concretar las 5 carreras que definieron el compromiso.

Por fin, Justin

Justin Verlander tiene el camino abonado para pensar seriamente en que un nicho lo está esperando en Cooperstown. Creemos que no hay duda alguna de ello. Pero le hacia falta un botón para cerrar con broche de oro su indiscutible formidable carrera en las Grandes Ligas.

No había podido ganar un juego de Serie Mundial después de 8 aperturas con 6 derrotas y dos juegos sin decisión, trabajando desde la lomita de los sustos para los Tigres de Detroit en dos Clásicos de Otoño; y en otras tres Citas de Octubre, con los Astros de Houston.

Justin Verlander. Foto CDN Deportes

En el primer partido de esta Serie Mundial no tuvo decisión, pues los Filis ganaron 6 careras por 5 en 10 sensacionales episodios de juego, pero Verlander ya no estaba en el registro para ganar o perder el compromiso. Había salido del juego en cinco entradas completas de labor, cuando los Filis y los Astros estaban empatados en la pizarra a 5 carreras por bando.

Dusty Baker conservó su rotación y le entregó la bola para que laborara como abridor del quinto compromiso de la gran final, en Filadelfia. Y su responsabilidad, su disciplina y su persistencia, por fin, le otorgaron la primera victoria en un Clásico de Otoño.

Ante los 45.693 espectadores, que es la máxima capacidad del ‘Citizens Bank Park’, Verlander tras el tablazo de circuito completo que recibió abriendo el juego por parte del zurdo Kyle Schwarber, pasó el trago amargo y su comando sobre los lanzamientos fue tan dominante, a partir de ese momento, que en el resto de la ruta que trabajó, cinco actos completos, aceptó apenas otros 3 indiscutibles, entregó 4 bases por bolas y ponchó a 6 bateadores, incluyendo en dos ocasiones tanto a Rhys Hoskins y como a J.T. Realmuto, con 94 lanzamientos, 58 de los cuales fueron buenos, ante 23 bateadores que enfrentó.

Los Astros ganaron el desafío 3 carreras por 2, gracias a una jornada de ensueño para el novato torpedero dominicano, Jeremy Peña, quien remolcó la primera con sencillo tras un doble del venezolano José Altuve y un error del guardabosques central, y tablazo de circuito completo de manera solitaria, en el cuarto capítulo, además de una excelente jugada a la defensiva; mientras que el cubano Yordan Alvarez empujaba la tercera con jugada de selección en la octava entrada, para que los Astros ganaran 3 carreras por 2.

Trey Mancini, defendiendo el primer cojín por lesión dentro del juego del cubano Yuli Gurriel, por una jugada desafortunada en la séptima entrada, atrapó un batazo que pedía camino para ser inatrapable hacia el bosque derecho de Kyle Schwarber en la octava entrada, que hubiese servido para mucho en ese momento al ataque de los de casa; y Chas McCormick, con espectacular engarzada sobre batazo contra la barda del bosque central del receptor, J.T. Realmuto, en la novena, en otro momento propicio para que los Filis reactivaran su ataque, fueron parte del inolvidable espectáculo de este quinto juego de la Serie Mundial.

La otra carrera de los Filis fue facturada en el octavo acto, con dos bases por bolas y sencillo remolcador del dominicano Jean Segura ante las ofertas del relevista dominicano, Rafael Montero.

Para el sexto

Claro que habrá lleno completo en el ‘Minute Maid Park’ de Houston, cuando este sábado se efectúe el sexto juego de la Serie Mundial, confiando la afición texana de que los Astros conquisten su segundo título del Clásico de Otoño, y el primero para el consagrado estratega y formidable jugador en su época, Dusty Baker.

El zurdo dominicano Framber Valdez lanzará por los Astros, quien tiene 2 ganados sin derrotas en esta postemporada, incluyendo la victoria del segundo compromiso del clásico, precisamente en Houston; mientras que el estelar derecho, Zack Wheeler, lo hará por los Filis, quien perdió el segundo juego de la serie, con las serias intenciones de que su novena pueda llegar al séptimo y último partido, ese sí, de ‘vida o muerte’, para el domingo.

Framber Valdéz. Foto Forbes

La última palabra para que se juegue el séptimo partido de la Serie Mundial la tiene la inspirada novena de los Filis que, sin embargo, su ofensiva ha sido ‘amarrada’ en los dos últimos compromisos del clásico por los lanzadores de los Astros, permitiéndoles apenas 6 indiscutibles y propinándoles 26 ponches.

Los Astros tienen la ventaja, pero todavía no han ganado el juego decisivo, bien sea el sexto, bien sea el séptimo, para conquistar el trofeo de la Serie Mundial. Los Filis están contra la pared, pero todavía no han sido derrotados.

Lo mejor es tener paciencia y esperar el desenlace del sexto juego y, quizás, del séptimo partido de esta Serie Mundial.

Sobre Revista Corrientes 6553 artículos
Directores Orlando Cadavid Correa (Q.E.P.D.) y William Giraldo Ceballos. Exprese sus opiniones o comentarios a través del correo: williamgiraldo@revistacorrientes.com