Cómo percibe la población con discapacidad auditiva los sistemas de acceso en la televisión colombiana

Teleespectador con discapacidad auditiva. Foto Infosor

El Estudio de Impacto de Sistemas de Acceso a la Televisión Abierta para población con discapacidad auditiva en Colombia, que realizó la Comisión de Regulación de Comunicaciones (CRC) durante 2022, es una oportunidad para conocer la percepción de esta población respecto al acceso al servicio de televisión, así como la experiencia de implementación de estos sistemas por parte de los operadores.

El estudio, que se realizó con el apoyo de la consultora Econometría, encuestó a 1.245 personas sordas e hipoacúsicas y desarrolló 23 grupos focales de 14 áreas metropolitanas del país, comprendiendo así una muestra representativa de la población con discapacidad auditiva en Colombia, que según la Encuesta Nacional de Calidad de Vida del DANE es de 459.784 personas.

Entre los sistemas de acceso a la televisión, el mejor calificado por esta población fue el de subtitulación, pues el 84% de las personas encuestadas y entrevistadas señaló que los programas subtitulados eran más efectivos para transmitir los mensajes. Le sigue el closed caption (CC) o texto escondido, con el 72% de calificación positiva; y, por último, la interpretación en Lenguaje de Señas Colombiana (LSC), con 67%. 

En cuanto a las características de la subtitulación, las personas sordas e hipoacúsicas consideraron relevantes el tamaño y tipo de letra. En lo referente al closed caption, señalaron también la relevancia del color del texto, la velocidad con que este es desplegado y la identificación o no de efectos sonoros en el texto para la comprensión de los mensajes. 

Respecto a la subtitulación y el CC, la población consultada coincide en que la compresión de los contenidos depende en gran medida del nivel de competencia lectora de las personas sordas. La efectividad del sistema puede dificultarse por factores como la velocidad, la ortografía, el uso de signos de puntuación o la inclusión de palabras cortadas o signos para reemplazar algunos contenidos.

En lo referente a la interpretación en Lengua de Señas Colombiana (LSC), las características más relevantes son el tamaño del recuadro del intérprete, la claridad de su imagen y el código de vestuario. Los consultados se declaran conformes con el sistema; sin embargo, algunos consideran que la claridad y la completitud de la información tiene deficiencias, y sugieren que el recuadro sea más grande. 

Estos resultados indican que la adopción de unos mínimos técnicos en la regulación podría tener un positivo impacto en la efectividad de los sistemas.

La primera divulgación del estudio se realizó en el canal de YouTube de la CRC el 15 de diciembre; y una socialización más amplia se llevará a cabo en el primer trimestre de 2023. 

“Los resultados obtenidos en este estudio, junto con los análisis que se haga en el proyecto regulatorio de Revisión de las medidas sobre sistemas de acceso para la población con discapacidad auditiva, previsto en la Agenda Regulatoria 2023-2024, nos permitirán identificar las necesidades y la pertinencia de establecer disposiciones orientadas a garantizar el adecuado y efectivo acceso a los contenidos de las diferentes parrillas y franjas horarias para la población con discapacidad auditiva en Colombia. Adicionalmente, un insumo fundamental serán las sugerencias que fueron aportadas directamente por parte de estas personas”, indicó José Fernando Parada, comisionado de la Sesión de Contenidos Audiovisuales de la CRC.

Sobre Revista Corrientes 6871 artículos
Directores Orlando Cadavid Correa (Q.E.P.D.) y William Giraldo Ceballos. Exprese sus opiniones o comentarios a través del correo: [email protected]