Al instante

Una nueva oportunidad para Luis Fernando Muriel en Italia

Diario El Espectador, Bogotá

Luis Fernando Muriel regresa a Italia, en donde jugó con Lecce, Udinese y Sampdoria.EFE

El delantero colombiano jugará hasta el final de temporada en la Fiorentina. Acá un aparte de su vida, un recorrido en el que siempre ha tenido pruebas que, gracias a su trabajo, ha superado.

En España no le fue como esperaba. Llegó al Sevilla con la ilusión de seguir su proceso como goleador en Europa; sin embargo, nada fue como en Italia, en donde brilló con Lecce, Udinese y Sampdoria. En un duro momento de su carrera, en el que hasta la confianza ha perdido, le llega un salvavidas por parte de la Fiorentina, club que cerró ayer con el Sevilla un acuerdo para un préstamo por seis meses, tiempo que tendrá el de Santo Tomás para recuperar sus sensaciones y volver a ser el delantero explosivo y goleador. Será clave que vuelva a tener la confianza del entrenador, algo que le faltó en España.

No es la primera vez que le toca volver a comenzar. A los 13 años, Muriel se retiró del fútbol. Aquejado por una tendinitis en el glúteo, estuvo inactivo durante algún tiempo. A la vuelta a los entrenamientos, en las divisiones menores del Júnior, el técnico le dijo que no contaría más con él. Entonces se decepcionó y decidió que no volvería a jugar. Pensó que sería mejor dedicarse al colegio y a los amigos. Divertirse y patear la pelota sin buscar nada.

Su papá le sugirió que lo meditara. Se había convencido del talento de su hijo desde que lo vio marcar por primera vez un gol cuando tenía cinco años. Un tío materno organizó un torneo para niños de seis años en adelante. Luis Fernando papá le compró un uniforme del Júnior y suplicó porque dejaran jugar al niño. “Y a la primera que le dieron, se sacó a todo el mundo y metió gol. Desde entonces, en Santo Tomás lo apodaron Valencianito, porque era robusto y tenía mucho talento, como Iván René. ¿Cómo no le iba a decir que siguiera?”, recordó su padre en una nota con El Espectador.

Le había costado mucho llegar hasta allí como para rendirse. Muriel vendía boletas de lotería para pagar sus pasajes. En esencia, se trataba de dos trayectos: uno al colegio, en el municipio de Palmar de Varela, y otro a Malambo, en la cancha de Bomboná, para ir a entrenar. Ganaba $100 por cada boleta, que vendía a $300. Como lograba vender veinte todos los días, completaba los $2.000 que necesitaba para los viajes.

Lo hacía en Santo Tomás, casa por casa. Los tiquetes de la lotería, que daban un premio de $100.000, se los entregaba un señor del barrio. Muriel no gritaba. Por el contrario, buscaba a la gente que conocía y les ofrecía la boletica.

Le puede interesar: Confianza era lo que le faltaba a Luis Fernando Muriel

Una semana después del retiro, Muriel debió pensarlo mejor. Álvaro Núñez, técnico de la Escuela Barranquillera, lo llamó para jugar. Y regresó para nunca abandonar el fútbol. En 2007, en un torneo Asefal, con siete tantos, fue el segundo goleador del campeonato, detrás de Andrés Manga Escobar, que marcó ocho. Lo vio Jorge Cruz, entonces técnico de las menores del Cali, quien le pidió a Agustín Garizábalo que le hiciera seguimiento. El resto fue historia. Se formó en el Deportivo Cali y antes de debutar en el fútbol profesional fue vendido al Udinese de Italia.

Antes de jugar en la Serie A, fue prestado por el Udinese al Granada de España, en donde no contó con la confianza del técnico Fabri González. Eso lo llevó a cometer errores, como desviarse del camino: juergas, excesos y confrontaciones. Regresó a Italia, su lugar en el mundo. Brilló con el Lecce, luego hizo lo propio con Udinese y Sampdoria. Su buen desempeño en la Serie A lo llevó de nuevo al fútbol español, pero una vez más le faltó confianza y terminó fracasando. En 65 partidos solo anoto 13 goles. Ahora regresa a Italia. Fiorentina será una nueva oportunidad para retomar el camino que lo ha llevado a ser uno de los delanteros colombianos más exitosos en el exterior.

Acerca de Revista Corrientes (3175 artículos)
Revista Corrientes es un propósito periodístico respetando los puntos de vista y la libertad de opinión de quienes aporten sus colaboraciones, análisis,artículos y columnas para su publicación. También se publican todos los comentarios respetuosos por desacuerdos con los contenidos de las colaboraciones publicadas.
Contacto: Sitio web
Ir a la barra de herramientas