Al instante

Por qué Petro

Por Enrique Santos Molano, Diario El Tiempo, Bogotá

Imagen You Tube

El programa de Colombia Humana nos da las motivaciones prácticas para votar por su candidato.

A dos semanas de las elecciones presidenciales, muchos ciudadanos quizá no han decidido por quién votar para el cargo delicadísimo de regir los destinos del país (y el país, no se olvide, somos todos y cada uno de sus habitantes), aunque a estas alturas, como observador atento del día a día, tengo la impresión de que la mayoría ha decidido su voto.

 Con pleno conocimiento de sus programas, y convicción firme en sus capacidades de estadista, y de que se trata del ciudadano más apropiado para encauzar el país en un momento de crisis universal profunda, mi voto será por Gustavo Petro Urrego, candidato de la Colombia Humana.

El programa de gobierno de Gustavo Petro es, por supuesto, uno de los dos factores fundamentales que me han inclinado a apoyarlo resueltamente. Ese programa es un modelo democrático de gobierno para lograr un cambio real con los menores traumatismos posibles, en medio de la gran crisis global ad portas, que no es una crisis más ni se parece, por su complejidad extraordinaria, a ninguna de las crisis que la han precedido en distintos momentos de la historia.

En el enlace que insertaré a continuación de los enunciados está desarrollado in extenso el programa para un gobierno de la Colombia Humana, presidido por Gustavo Petro, basado en los ocho puntos siguientes: “1) Educación pública universitaria gratuita y de calidad; 2) Salud como derecho al buen vivir; 3) Hacia una economía productiva que defienda la vida; 4) Justicia autónoma y libre de presiones; 5) Por una política libre de corrupción; 6) Un país diverso y multicolor que supere la discriminación; 7) Relaciones internacionales para la seguridad humana y la paz; y 8) Pilares de la política económica de la Colombia Humana”. En el enlace se explica con detalle cada uno de esos puntos https://petro.com.co/programa/

¿Hay alguna posibilidad real de que Gustavo Petro sea elegido presidente de la República para el cuatrienio 2018-2022 en la primera o en la segunda vuelta de los comicios próximos?

Conviene sobremanera que quienes tienen pensado votar por Petro conozcan y asimilen el programa por el cual van a depositar su voto. El asunto no es elegir a Petro y ya, cruzarnos de brazos a ver qué hace, si cumple o no cumple su programa. Si Petro es elegido presidente requerirá, para cumplir, que quienes lo eligieron sepan a conciencia por qué lo eligieron y estén dispuestos a respaldarlo en las circunstancias difíciles que ineludiblemente se van a presentar con un Congreso en el que la Colombia Humana no tiene mayoría (ni la tiene tampoco ninguno de los grupos allí representados), con una oposición de ultraderecha movida por el odio y los intereses creados, que tratará de hacer con el gobierno progresista de Petro lo mismo que la ultraderecha continental ha hecho con los gobiernos constitucionales de Fernando Lugo en Paraguay y Dilma Rousseff en Brasil.

Ahora, la pregunta es: ¿Hay alguna posibilidad real de que Gustavo Petro sea elegido presidente de la República para el cuatrienio 2018-2022 en la primera o en la segunda vuelta de los comicios próximos? No dudo en responder que Gustavo Petro tiene todas las probabilidades de ganar la presidencia en la primera vuelta, y me baso para afirmarlo no en las encuestas mañosas de consulta restringida y manipuladora, sino en las de elaboración científica, que monitorean un espectro muy amplio de la opinión, segundo por segundo, como lo hace Google Trends (Tendencias Google), que le registra a Petro una tendencia de voto del 61 por ciento, seguido muy de lejos por Iván Duque, Germán Vargas Lleras, Sergio Fajardo y Humberto de la Calle.

Ver enlace:
https://trends.google.es/trends/explore?date=today%201-m&q=%2Fm%2F03c3tmt,%2Fg%2F1q6m0450m,%2Fm%2F02vyn0k,%2Fm%2F03d8kw1,%2Fm%2F02r1m_r

Otra encuesta, #EncuestaPlazaPública, le da a Gustavo Petro el 71 por ciento; a Sergio Fajardo, el 14 por ciento; a Germán Vargas Lleras, el 9 por ciento, y a Iván Duque, el 6 por ciento. Esta encuesta toma como medida el número de personas que concurren a las manifestaciones en plaza pública de los distintos candidatos. Mientras que las de los doctores Fajardo, Vargas Lleras, Duque y De la Calle son pálidas, las de Gustavo Petro muestran invariablemente, en cualquiera de las ciudades que visita, ríos de personas que aclaman al candidato de Colombia Humana y que están allí “porque quieren y no porque les pagaron”. La realizada hace unos días en Armenia, plaza considerada hostil para Petro, no estuvo menos nutrida ni fue menos entusiasta que en otras ciudades. Si la lógica todavía impera en Colombia, podemos decir que el único rival de peligro para Gustavo Petro es el fraude. Ya La W Radio denunció el extraño ‘engavetamiento’ de una solicitud de cambio del logotipo de Colombia Humana en el tarjetón, aprobada por el Consejo Nacional Electoral y olvidada en un cajón por una “abogada negligente”. ¿Y la Procuraduría? Muda, sorda y ciega. Esas ‘negligencias’ son la levadura del fraude.

Por qué Petro. El programa de Colombia Humana nos da las motivaciones prácticas para votar por su candidato; pero son también necesarias algunas reflexiones para explicar el significado y el sentido que, más allá de su programa de gobierno, contiene la expresión Colombia Humana. Reflexiones que intentaré en la próxima columna.

Acerca de Revista Corrientes (2010 artículos)
Revista Corrientes es un propósito periodístico respetando los puntos de vista y la libertad de opinión de quienes aporten sus colaboraciones, análisis,artículos y columnas para su publicación. También se publican todos los comentarios respetuosos por desacuerdos con los contenidos de las colaboraciones publicadas.
Contacto: Sitio web
Ir a la barra de herramientas