Al instante

Perdón, reconciliación y a cuidar la tierra

Por Guillermo Romero Salamanca Periodista-Bogotá-Colombia

Tercer día del Papa Francisco en Colombia:

Hora de levantada para el Papa Francisco: 4 de la mañana. Luego de una jornada de más de 17 horas de trabajo del martes 7 de septiembre donde despertó a los colombianos con sus mensajes claros, directos y con un espíritu muy positivo.

“No se dejen achiquitar”, les dijo en su lenguaje porteño a los 23 mil jóvenes, luego de una grata exposición en la Plaza de Armas del Palacio de Nariño.

 

El Papa Francisco ante la multitud de jóvenes que colmó la Plaza de Bolívar de Bogotá para aclamarlo.
Foto confidencialcolombia.com

 

La juventud aclamó, oyó y vibró con el Papa Francisco en la Plaza de Bolívar de Bogotá.
Foto Guillermo Romero

Foto sumarium.com

 

Rezó intensamente frente a la imagen de Chiquinquirá, firmó el libro de los personajes ilustres, y salió al balcón para hablarles a unos 20 mil jóvenes que no dejaban de cantarle.

Les habló con firmeza a los 80 obispos nacionales, les pidió ánimo y les solicitó que estuvieran más al lado de sus sacerdotes. Les solicitó que no pensaran en política, sino en el mensaje cristiano.

Millón y medio de católicos colombianos y extranjeros estuvieron en la misa campal del Papa Francisco en el parque Simón Bolívar de Bogotá.
Foto pulzo.com

Recorrió las calles y más de 2 millones de personas le vieron en su paso por el famoso Eje Ambiental de Bogotá.

La euforia católica colombiana expresada ante el Papa Francisco en sus recorridos en Bogotá.
Foto static.iris.net.co

Instaló la Asamblea del Celam, atendió a los niños, los bendijo, les puso la señal de la Cruz a decenas de personas, se dejó guiar por invidentes y en un misa con más de un millón 300 mil personas también habló del respeto por la vida.

Es un Papa que se mueve por todos los rincones que a pesar del cansancio, tiene tiempo para atender las peticiones de niños en situación de discapacidad y que dieron una fabulosa lección de cariño a los asistentes en la Nunciatura apostólica.

Foto redmas.com.co

Se fue a descansar hacia las 9 de la noche, porque mañana madruga también a las 4 de la mañana y tiene una jornada que empieza con un desplazamiento hasta Villavicencio, donde el presidente de la Conferencia Episcopal, monseñor Oscar Urbina será el anfitrión.

A las 9 de la mañana celebrará una santa Misa, donde se espera que unas 500 mil personas le acompañen y con cantos con armas, capachos y maracas los llaneros escucharán también su mensaje sobre el perdón y sobre la importancia del cuidado del planeta tierra. Allí extenderá su mensaje pronunciado en la Encíclica Laudato Sí.

Almorzará en una maloca, se reunirá con los obispos y sacerdotes de la Orinoquía y después de su obligada siesta, presidirá el Gran Encuentro de Oración por la Reconciliación Nacional en el parque Las Malocas. Allí víctimas y victimarios del conflicto armado que desangró al país en los últimos 50 años se darán la mano y se verán cara a cara. Será uno de los momentos más emotivos de toda la gira papal a Colombia.

Hacia las 5 de la tarde, en el Parque de los Fundadores, visitará el monumento Cruz de la Reconciliación. Posteriormente se dirigirá al aeropuerto de Villavicencio para emprender viaje a Bogotá donde pasará su tercera noche en la Nunciatura Apostólica.

Ir a la barra de herramientas