Al instante

Nairo de Italia

Por Juan Carlos Rincón, Londres (www.blog.rincondecata.com)

Nairo Quintana y su victoria de ayer. Foto esciclismo.com

El ciclismo necesita de espectáculo y Nairo Quintana se había reservado para darlo.

Los rivales del “águila de Cómbita” en el Giro d’Italia centenario se deben estar preguntando, Cómo logra el ciclista colombiano ganar tan tranquilamente, casi sin sudor, dosificanso su esfuerzo, y gradual pero serenamente, construir el triunfo final?.

Todos reconocieron al final de su victoria maestra en los Apeninos, en la cima del Blockhaus, que el colombiano es el más fuerte y que será difícil derrotarlo. En tan sólo 13 kilómetros de escalada, Nairo le dio la vuelta a la carrera, midió a sus rivales en su primer ataque, los venció, y asumió el liderato y la “maglia rosa”.

Tercera victoria y segunda camiseta rosa en el Giro para Nairo

Y sus rivales fúturos en el Tour de France, Chris Froome, Alberto Contador y Richie Porte, deben estar analizando seriamente si su estado de forma dominante en Italia y la preparación cuidadosa que ha tenido, le permitirán alcanzar finalmente su “sueño amarillo” y re-escribir la historia del ciclismo mundial con un doblete único en este siglo: Giro-Tour.

Aún es muy pronto para entrar en esa página en dos meses, pero recorridas nueve etapas y casi la mitad del Giro (1.694 de 3.609kms), Nairo y su equipo Movistar  ”reorganizaron” el Giro y redujeron la baraja de favoritos a apenas cinco. Tiene razón al afirmar que “hemos hecho una buena selección”.

Es cierto que aún queda mucha ruta por delante y que Nibali y los italianos no renunciarán al triunfo ni a darle una mano. También es verdad que los juegos de alianzas podrán jugar un papel importante, que dos equipos heridos y sin opciones como Orica y Sky intentarán recuperar tiempo en las etapas llanas, y jovenes en progresión como Steven Kruijswijk (10°) e Ilnur Zakarin (7°), buscarán protagonismo. Pero las cartas parecen favorecer de nuevo a Nairo Quintana luego de su tercera victoria de etapa, trás las dos en 2014.

Un ataque, un liderato

El escarabajo colombiano mostró su clase y venció sin temores, como los grandes, atacando a partir de los 1.000ms de altura (donde su oxigenación funciona como un motor de Fórmula Uno) y cuando la pendiente se endurece. En el Blockhaus, que este año se ascendió por su parte más larga y difícil en sus 50 años de historia en el Giro, Nairo demostró que no sólo vino a “buscar su mejor condición” para su gran desafío en Julio, el Tour de Francia. Ya está en forma!.

Será muy difícil que pierda más de 3 minutos en las próximas etapas antes de volver a enfrentar la montaña: su territorio. Si tomamos como referente histórico la etapa 13 del Tour de France del año anterior (en mitad de semana y enfermo), el “águila de Cómbita” cedió 3.08″ frente a Tom Dumoulin y 1.14″ con Bauke Mollema en la contra reloj de 37.5kms a Pont-d’Arc, similar a la del próximo martes entre Foligno y Montefalco sobre 39.8km pero con final en ligero ascenso.

La gran diferencia es que ahora Nairo está en plenitud de condiciones, la etapa sigue al segundo descanso del Giro y en su victoria en el Blockhaus, el boyacense no se exigió al máximo sino que luego de su aceleración final a 7kms de la cima mantuvo un ritmo regulado para establecer diferencias sobre sus principales rivales. De hecho, es la primera ocasión en que atacó y afiló sus garras. Pero además, Nairo ha trabajado mucho en mejorar su rendimiento contra el cronómetro y esos avances los veremos el martes.

Es muy probable que el colombiano pierda temporalmente la “maglia rosa” ese día. Incluso, tácticamente es aconsejable que ello ocurra para que otros equipos con menos peones defensores (Sunweb, Trek-Segafredo y FDJ) hagan el esfuerzo de sostener a Dumoulin, Mollema o eventualmente Pinot durante la semana, antes de otro día clave que puede ser consagratorio y el segundo golpe de Quintana en el Tour.

Dumoulin podría ser nuevo líder el martes. Le alcanzará el tanque al gigante holandés hasta Milán?

La condición física del líder de Movistar demuestra que será muy difícil vencerlo en las montañas de la última semana, o antes. El próximo sábado en la etapa 14, Nairo puede emular al ídolo italiano Marco Pantani en 1999, ganando en el Santuario de Oropa y recuperando el liderato del Giro. El ciclista colombiano ya hizo la tarea de reconocer el terreno (igual que con el Blockhaus y las cimas de la última semana), y sabe que esa jornada termina “en casi una contra-reloj en montaña que hará diferencias”.

Jaque al Giro

Las diferencias establecidas por Nairo Quintana con sus principales rivales redujeron el ábanico de candidatos -esa era su intención- y la suerte jugó en su favor para dejar cuatro en la baraja y otros más alternativos.

Fuera de Pinot (2°), Dumoulin (3°), Mollema (4°) y Nibali (5°), por trayectoria, experiencia y equipo, no hay más amenazas sustanciales. Los dos primeros representan la juventud y aunque Thibaut Pinot es mejor escalador, el holandés es especialista contra el cronómetro y subcameón olímpico. Su rendimiento en la alta montaña la tercera semana es la incógnita.

Nairo, Nibali y Pinot, candidatos a la victoria final.

Mollema y Nibali son la experiencia, pero el bicampeón italiano (y además ganador del Tour y la Vuelta a España), es el más importante de los 190 ciclistas en el Giro. Aunque no parece estar en forma suficiente para alternar con Nairo, es el actual campeón y la esperanza entre los 42 ciclistas italianos en competencia. Tal como se presentan la carrera y las clasificaciones, Nibali, Pinot y Dumoulin, serán los rivales más serios del líder colombiano.

El veterano italiano Domenico Pozzovivo (34 años) del equipo francés AG2R-La Mondiale podría confirmar otro Top-10 pero será difícil que mejore su quinto lugar del Giro 2014 cuando Nairo venció por primera vez. Y a más de tres minutos, el holandés Steven Kruijswijk tiene ahora una misión complicada para mejorar su cuarto lugar del año anterior. Además de ello tendrá que batallar duro con un aliado clave de Quintana, el costarricense Andrey Amador quien se adapta muy bien al Giro -cuarto en 2015 y octavo el año anterior- y defenderá a capa y espada su actual noveno puesto y tratará de ascender defendiendo a su líder.

En el Blockhaus, una caída jugó en contra de los pre-favoritos británicos Adam Yates (Orica) y Geraint Thomas (Sky) y el español Mikel Landa, cuando el holandés Wilco Kelderman (el escudero de Dumoulin) chocó con una moto policial al borde izquierdo de la ruta y al caer a tierra se llevó por delante a varios pedalistas. Movistar aceleraba en ese momento su ritmo en la punta del lote y luego a los caídos les fue imposible remontar.

La suerte de las dos escuadras y sus líderes para la clasificación general está echada y su aspiración será ahora terminar, aunque Orica buscará con Yates el triunfo entre los jóvenes. Igual, no es descartable que sin mayor opción, se opte por retirar alguno (caso Landa en Sky) y reservarlo para apoyar a Chris Froome en el Tour. Kelderman ya abandonó.

Circunstancialmente, tanto el gran sprinter Fernando Gaviria como Nairo, han alcanzado el liderato del Giro-2017 en una etapa antes del descanso, para disfrutarla así un día más. La historia se puede repetir el domingo, antesala del último respiro, previo a la batalla en las cumbres de la semana final cuando el escarabajo boyacense podría acostarse de nuevo con la “Maglia rosa” y además con el liderato de la Montaña (en el momento es segundo).

Entre tanto, la otra carta colombiana para más victorias en los embalajes, Fernando Gaviria, buscará otras en la semana. Con dos triunfos de etapa, haber vestido la “maglia rosa” y ser líder de las clasificaciones por puntos (camiseta morada) y de combatividad, es excelente hasta hoy el balance del joven portento de 22 años que debuta en su primera Gran Vuelta de 3 semanas. Su equipo belga Quick-Step Floors pondrá ritmo en las etapas planas para conseguir con el ex-líder luxemburgués Bob Jungels la camiseta de los jóvenes -en disputa con el italiano Davide Formolo- y preparará el camino para el poderoso embalaje de Gaviria, indudablemente el mejor “sprinter” del Giro; el novato de oro.

Así las cosas, para Colombia el Giro d’Italia pinta color de rosa!print

Email this to someoneTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInShare on FacebookPrint this page