Al instante

Martes de la luenga Lengua: Pospretérito, palear-paladear, ora…ora,requerir

por  Efraim Osorio López eolo1056@yahoo.com, Diario La Patria, Manizales

Imagen elplaneta.com

 

Los modos y los tiempos verbales no deben usarse caprichosamente.

QUISQUILLAS DE ALGUNA IMPORTANCIA

El ‘pospretérito’ (en la nomenclatura de don Andrés Bello), llamado actualmente por la Academia de la Lengua ‘condicional’, expresa la probabilidad de que algo suceda si se da un hecho anterior, por ejemplo, ‘si fulano de tal me ayuda, yo le quedaría eternamente agradecido’.  En otras palabras, si se da la condición o circunstancia requerida, la acción subsiguiente se llevará a cabo. Y éste no es el caso del hecho que anuncia el siguiente titular de El Tiempo: “El ´Chapo’ pagaría a Peña Nieto” (México, 16/1/2019), porque es una acción que, probablemente, se realizó, por lo que debió ser expresada de la siguiente manera: “El ‘Chapo’ habría pagado a Peña Nieto”. ‘Habría pagado’ es el ‘antepospretérito’ (‘condicional perfecto’) del verbo ‘pagar’, que expresa la posibilidad de que una acción, el ‘soborno’, en la información, se hubiese realizado en el pasado, hecho que aún no ha sido demostrado. Otra manera de emplear equivocadamente el ‘pospretérito’ es como remplazo del pretérito simple de indicativo, ejemplo de lo cual lo dio el columnista del mismo periódico, y el mismo día, Alfonso Gómez Méndez en esta frase: “Como diría el recordado Pepe Fernández Gómez, ‘se mueve la cosa política’ ”. Porque, si lo dijo, la construcción correcta es ésa, “como dijo el recordado…”. Porque, si no lo dijo, y viviera actualmente, castizamente se expresaría de este modo: “Como diría fulano de tal si se le presentara la oportunidad”. O, si ya fallecido, “como lo habría dicho Berceo en esta coyuntura”. Los modos y los tiempos verbales no deben usarse caprichosamente. ***

 

El castellano tiene dos verbos de acepciones diferentes, pero que en la pronunciación se pueden confundir. Son ellos ‘palear’ y ‘paliar’. El primero (de ‘pala’), escuetamente, significa “trabajar con una pala”; el segundo (del latín ‘pallium’ –‘vestidura larga y amplia’- a través del adjetivo ‘palliatus’, ‘vestido, tapado’), entre otras cosas, “mitigar la violencia de ciertas enfermedades. // 2. Mitigar, suavizar, atenuar una pena, un disgusto, etc.”. Hablo de estos verbos, porque el columnista César Montoya Ocampo echó mano descuidadamente de uno de ellos en la siguiente información: “Samper nos proporciona unos bocados deliciosos para ser paleados morosamente” (LA PATRIA, 17/1/2019). En ella confunde el verbo ‘palear’ con ‘paladear’ (de ‘paladar’ –‘sabor, gusto’), cuyo significado es el que expresa la idea que quiso manifestar el redactor, a saber, “tomar poco a poco el gusto de los bocados deliciosos que proporciona Samper”, ‘saborearlos, gustarlos, degustarlos’. ***

 

‘Ora’ (aféresis de ‘ahora’) es una conjunción distributiva, propia del lenguaje literario, y que sólo se usa repetida, nunca sola, por ejemplo, ‘se defiende ora con la palabra, ora con la acción’. Se encuentra más en el lenguaje escrito de los clásicos. El columnista Augusto Morales V. la usó contraponiéndola a la locución conjuntiva ‘o bien’ en esta oración: “…por no funcionar el experimento, han acudido, o bien a las famosas y tradicionales reestructuraciones, ora a las fusiones…” (LA PATRIA, 16/1/2019). El sentido de esta frase, me parece,  es disyuntivo, no distributivo, por lo que el redactor debió acudir, para lograr su propósito, a la conjunción ‘o’ en vez de ‘ora’. Ahora bien, si estoy equivocado, y el sentido es distributivo, la conjunción apropiada es ‘ora’ en lugar de ‘o bien’. Pudo también el columnista emplear la locución ‘unas veces’ contrapuesta a ‘otras’. De cualquiera de las dos maneras, lo entendemos. En el mismo artículo escribió:“…sino que se requirió de órdenes perentorias…”. El verbo ‘requerir’ es transitivo, por lo cual su complemento directo no rige preposición alguna. La construcción castiza es ésta: “Se requieren órdenes perentorias”.La preposición ‘de’ introduce otros complementos, el genitivo a veces (‘la casa de mis abuelos’), circunstancial, otras, por ejemplo, “se requiere del gobierno mano dura contra los criminales del ELN, oración en la que ‘mano dura’ es el complemento directo, y ‘del gobierno’, circunstancial de procedencia. Es la gramática.

 

Acerca de Revista Corrientes (3442 artículos)
Revista Corrientes es un propósito periodístico respetando los puntos de vista y la libertad de opinión de quienes aporten sus colaboraciones, análisis,artículos y columnas para su publicación. También se publican todos los comentarios respetuosos por desacuerdos con los contenidos de las colaboraciones publicadas.
Contacto: Sitio web
Ir a la barra de herramientas