Al instante

La Barca de Calderón

Por William Calderón Z.

datuopinion.com

A VECES LLEGAN CARTAS
En carta a Gustavo Alvarez Gardeazabal, quien no necesita presentación, el exgobernador del BID, Luis Guillermo Echeverri Vélez, hijo del ex presidente de la ANDI, Fabio Echeverri Correa, también conocido como “Mano de Piedra”, se deja venir con una andanada de padre y señor mío contra el actual embajador de Colombia en España, Fernando Carrillo, a quien le da hasta con la tapa de la olla atómica.

LA MISIVA DICE A LA LETRA
“Gracias, doctor Alvarez, por compartir su columna la cual disfruto leer. Mis disculpas por comentarla con usted, es una costumbre que tengo y espero no le disguste.
“Iba un labrador por la carretera al final del día en una cosechadora, lo para la guardia civil y le dice: Amigo, no sabe acaso que para circular con esto hay que ponerle un trapo rojo en lugar visible? – El buen hombre contesta: Digamos entonces guardia; Que se va a ver el trapo y no la cosechadora!”
Será doctor Álvarez Gardeazábal que el buen Santito y su Angelita de extranjería (la canciller) no sabían nada del libro aquél y que fue todo solo lambonería para hacer mérito del ternero grande que tienen acomodado en España?

LAS PALABRAS MAYORES
DE ‘LUIGUI’ ECHEVERRI
“Por cosas de la vida, (continúa el doctor ‘Luigui’) trabajé en Proexport cuando le creó Cesar Gaviria el Ministerio al niño de El Tiempo que quería ser presidente; luego mi entonces Señora fue socia de la Señora “Tutina”; los conocí bien cuando llegaron de huida a Miami, asustados, y se les ayudó en cuanto buenamente estaba a nuestro alcance, sin lambonería. Compartí asistente y Consejero (Yolima e Iván Duque M) a quienes dejé trabajando conmigo en el BID y puedo decirle, sin temor a equivocarme, que en materia de publiaciones y titulación no hay detalle que se le escape al “buen” pastorcito el hermano del Dr. Coocita, hoy presidente de la república y que no hay nada, nada que no pase primero por el control riguroso de mi buena amiga la “YOLI”. Lo triste es ver a un embajador en España, puesto que por lo general ha sido de ex-presidentes o futuros presidentes ser tan “veleto” y brillar por un servilismo cada vez más vergonzoso, pero que bien le conocimos durante los muchos años que calentó puestos pegado de las tetas del BID en Washington, Paris y Brasilia. Tremento “lagartazo”, formal en el trato e interesado saludador, ladino por lo demás y con más pluma en el cerebro que en el amplio buche.

LA DICTADURA MEDIATICA
Estamos Dr. Gustavo viviendo el apogeo de una “Dictadura Mediática” a manos de “pescaditos, en algunos casos con complejo de delfines, en otros de bacalaos”, inescrupulosos y malcriados, que por lo demás han perdido muchas neuronas de cuenta de una vida libertina y viciosa bajo la apariencia de una falsa intelectualidad que los lleva a abusos que entre personas disciplinadas, cultas e independientes de vanidades y deslumbres, chillan y rechinan tanto como los excesos de los Dictadores de verdad.
Reciba un gran saludo
Luis Guillermo Echeverri Vélez”

HE AQUÍ LA COLUMNA A LA QUE HACE REFERENCIA EL VALIENTE LUIGUI ECHEVERRI, SIN PELOS EN LA LENGUA:

EMBAJADOR LAMBÓN / ARIETE/ADN
Gustavo Álvarez Gardeazábal Febrero 26 2015
POR GRACIA DEL EMBAJADOR CARRILLO, EL ABC DE MADRID PONE A SANTOS AL NIVEL DEL DICTADOR DE COREA.

Se le fue la mano al embajador en Madrid, Fernando Carrillo, repartiendo entre la plutocracia española un libro intitulado ‘La estirpe de los Santos. De la libertad de la patria a la paz para Colombia’, del que es autor Jorge Enrique Reyes Parra, tiene prólogo del embajador y editó la Fundación Indalecio Liévano.
Y se le fue tanto la mano que el mesurado diario ABC de Madrid, en una nota que firma don Ramón Pérez Maura, muele al embajador y salpica de manera miserable e inconveniente al presidente Santos mientras exalta la estulticia del libro.
Por gracia del embajador Carrillo, el ABC de Madrid pone a nuestro presidente Santos al mismo nivel del dictador de Corea y del dictador de Siria, que mandaron publicar libros similares para darse bombo ante el mundo europeo y, por supuesto, los colombianos quedamos minimizados a algo peor que habitantes de una ‘republiqueta’ bananera.
El libro, dice el diario madrileño, es un ridículo recuento fotográfico y narrativo de la vida de Juan Manuel Santos desde cuando hace la Primera Comunión hasta cuando monta por las carreteras europeas en un Alfa Romeo.
Embarrada muy grande la que ha hecho el embajador Carrillo. Pero eso les pasa a los lambones como él, que siempre han estado amamantados por las ubres del estado (desde la séptima papeleta) y no miden las consecuencias de su torpeza en el afán de quedar bien con su patrón.
Por vergüenza, el embajador Carrillo debería haber presentado su renuncia. Pero si se demora, el presidente Santos y su canciller deberán destituirlo.
(Los interesados pueden dirigirse a estos sitios de la web:
http://diarioadn.co/actualidad/colombia/columna-gustavo-alvarez-gardeazabal-embajador-lambon-1.145583
@eljodario
eljodario@gmail.com)

Ir a la barra de herramientas