Al instante

El naufragio del Partido Liberal de Colombia

Por Ana Marcos, Diario El País, Madrid

César Gaviria, líder del Partido Liberal de Colombia. Foto El País

La formación que respaldó la negociación con las FARC y se opuso al uribismo apoya a Iván Duque, candidato del Centro Democrático, para la segunda vuelta de las presidenciales

La semana después de la primera vuelta de las elecciones presidenciales en Colombia se convierte, tradicionalmente, en una carrera para conquistar a los votantes de los candidatos que se quedaron en el camino. Los dos finalistas en la contienda, Iván Duque, representante del Centro Democrático del expresidente Álvaro Uribe, y Gustavo Petro, líder de la izquierda, centran sus esfuerzos en reunirse con los que fueron sus adversarios en campaña. La tarde del miércoles, al aspirante conservador le salió un amante inesperado, el Partido Liberal, la formación que ha apoyado el proceso de paz con las FARC y ha centrado su discurso durante años en criticar al uribismo. Es lo que en Colombia se denomina: política dinámica.

El responsable de dar el apoyo de los liberales a Duque es César Gaviria, expresidente de Colombia y secretario general del partido. El mismo que respaldó la candidatura presidencial de Humberto de la Calle, el que fuera jefe negociador de los acuerdos con la antigua guerrilla, a los que se opuso frontalmente el Centro Democrático.

“Mis desencuentros con Uribe son cosa del pasado”, dijo el dirigente que durante años de oposición se dedicó a llamar “mentiroso” a su competidor político, le acusó de corrupto y dictador, además de señalarle como el autor de las escuchas telefónicas a través de los servicios de inteligencia colombianos a varios miembros de su partido en lo que se conoció como las chuzadas del DAS. “Desde que Uribe dejó de ser presidente yo liquidé ese tema, una cosa era hablar desde la oposición y otra cosa que yo fuera a dedicar mi vida a pelear con él. En esta campaña no hemos cruzado una sola ofensa, un solo agravio, así que no tenemos mucho que resolver”, añadió Gaviria.

Gaviria hizo el anuncio en la sede del partido en Bogotá. Rodeado de 39 de sus congresistas, todos con caras serias, pero siempre al lado de su líder. Los liberales votaron: 39 a favor, dos abstenciones y siete inasistencias. Fue el resultado de la reunión de más de tres horas que el expresidente tuvo con Duque en la sede del Centro Democrático. De allí salió con dos ideas: “El candidato invocó sus raíces liberales” y “ningún tema es inzanjable”.

Minutos después de que el partido Liberal anunciara que su voto es para la candidatura de derecha, aparecieron las primeras voces discordantes. “Petro quiere seguir adelante. Duque quiere hacer “ajustes” como quitarle una pierna, dos brazos, un pulmón y el hígado a la paz. Propuesta de Duque plantea la aniquilación de la cúpula de las FARC. La de Petro doblar la página de la violencia para seguir adelante”, ha dicho Ernesto Samper Pizano, último presidente de la formación (1994-1998).

Fernando Cristo, exministro de Interior en el Gobierno del actual mandatario Juan Manuel Santos calificó la decisión de broma en su cuenta de Twitter: “Mal chiste el de Gaviria pretender orientar el voto de 400.000 liberales en una reunión sin la mitad de la bancada de Senado y sin @DeLaCalleHum, el candidato que obtuvo esos votos”. De la Calle se mantiene como “el candidato de la paz” y, por tanto, ha anunciado que votará en blanco.

Juan Manuel Galán, otro destacado senador liberal, también mostró su rechazo: “Con esta alianza, simple y llanamente, el Partido Liberal traiciona al liberalismo colombiano. Apoyando al candidato uribista que representa la antítesis de las ideas de las causas liberales que hemos defendido”. Sus palabras están cargadas de simbolismo, pues es el hijo del líder liberal Luis Carlos Galán, asesinado en plena campaña para las elecciones de 1990. Siendo apenas un adolescente, fue Juan Manuel quien entregó las banderas de su padre a Gaviria, el apoyo decisivo que lo llevó a la presidencia.

Los liberales, con una de las peores votaciones de su historia el pasado 27 de mayo, no serán fundamentales en la segunda vuelta del 17 de junio. Pero la decisión de Gaviria de unirse al uribismo puede determinar el futuro de uno de los partidos más antiguos de Colombia. En el mismo lado del tablero están ahora Álvaro Uribe del Centro Democrático, Andrés Pastrana del Partido Conservador y César Gaviria del Liberal.

Acerca de Revista Corrientes (2863 artículos)
Revista Corrientes es un propósito periodístico respetando los puntos de vista y la libertad de opinión de quienes aporten sus colaboraciones, análisis,artículos y columnas para su publicación. También se publican todos los comentarios respetuosos por desacuerdos con los contenidos de las colaboraciones publicadas.
Contacto: Sitio web
Ir a la barra de herramientas