Al instante

EL CAMPANARIO: Un concurso de habilidades caninas

Por Tomás Nieto

Foto i2.r7.com

Primero, el ingeniero civil ordenó a su perro:

¡”Escalímetro”, muestra tus habilidades!

El perro agarró un martillo, unas tablas y se armó el solo una perrera.

Todos admitieron que era increíble.

Luego, el contador juramentado dijo que su perro podía hacer algo mejor:

“Balance”, muestra tus habilidades!

El perro fue a la cocina, volvió con 24 galletas y las dividió en 8 pilas de 3 galletitas cada una.

Todos admitieron que era genial.

Turno para el quimico

El químico dijo que su perro podía hacer algo aún mejor:

¡”Óxido”, muestra tus habilidades!

“Óxido” caminó hasta la refrigeradora, tomó un litro de leche, peló una banana, tomó la licuadora y se hizo un batido.

Todos aceptaron que era impresionante.

A su turno, el informático procedió porque sabía que podía ganarles a todos:

¡”Megabyte”, hazlo !

“Megabyte” atravesó el cuarto, encendió la computadora, controló si tenía virus, mejoró el sistema operativo, mandó un e-mail e instaló un juego excelente. Todos sabían que esto era muy difícil de superar.

Le tocó al político

Todos miraron de reojo al político y le dijeron:

Y su perro, ¿qué puede hacer…?

El político llamó a su perro y dijo:

”Parlamentario”, muestra tus habilidades!

“Parlamentario” se paró de un salto; se comió las galletas; se tomó el batido; hizo popó en la alfombra; borró todos los archivos de la computadora; armó trifulca con los otros cuatro perros; ocupó la perrera con un título de propiedad falso y alegó inmunidad parlamentaria….

¡¡¡Insuperable!!!

Cualquier parecido con la realidad, es pura coincidencia!!!!

Foto doopweb.es

Foto doopweb.es

Tolón Tilín

El ruido no hace bien, el bien no hace ruido.

“Una vez terminado el juego el rey y el peón vuelven a la misma caja”

© 2016 Microsoft Términos Privacidad y cookies Desarrolladores Español

Ir a la barra de herramientas