Al instante

CONTRAPLANO: Los chascarrillos de la temporada

Por Orlando Cadavid Correa (ocadavidcorrea@gmail.com)

Ernesto Macías a la sombra de...los memes. Imagen minuto30.com

Mientras siga disfrutando tranquilamente de las mieles del poder y permanezca en la primera fila de los afectos del presidente Duque y de su mentor Uribe, al senador huilense Ernesto Macías no le quitará el sueño la tanda de chascarrillos que han puesto a circular sus malquerientes.

Algunas lenguas viperinas del territorio opita cuentan que  el controvertido presidente del Senado pasó por un colegio de Neiva, en su juventud, pero se abstuvo de entrar. Prefirió seguir su camino por el andén de enfrente. El estudio no iba a ser su fuerte.

Sus mismos coterráneos comentan que desde cuando le tachonaron su pecho con 16 condecoraciones, incluida la tan devaluada  Cruz de Boyacá, el ego de Macías está más robusto que el voluminoso físico de Mike Pompeo, el infatigable   secretario de Estado que recorre el  mundo haciéndole  los mandados a su presidente Donald Trump, en enorme avión privado, con muchos escoltas  y buenos viáticos en dólares y euros. ¿Será que el tamaño de su chaleco antibalas le da la apariencia de elefante encorbatado al enviado especial de la Casa Blanca?

En Bogotá se dice que el único Macías que ha hecho historia en Colombia no le jaló a la política, sino a la música vernácula. Fue el caldense José Macías, nacido en Samaria, Filadelfia, quien compartió fama y regalías con el poeta pereirano Luis Carlos González, al crear entre los dos  “La Ruana”. Además, compuso, él solito, bambucos tan populares  como “Muchacha de risa loca”, “Bonita”, “Las moras” y “Copito de yerbabuena”.

Para esta entrega del Contraplano hemos acopiado, entre otros, los siguientes chascarrillos:

— Según el caricaturista Vladdo, en la Casa de Nariño, se hace todo lo que el presidente Duque obedece.

— Por los pasillos del Capitolio circula un runrún, según el cual, el ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, está perdiendo desprestigio por culpa de las agüitas.

— En los estrados judiciales bogotanos apodan “la abobada titulada”  a Mildred Hartmann, la defensora del empresario Carlos Mattos, procesado por la Fiscalía, que protestó porque “su cliente fue condenado por un delito grave, pero cotidiano, como el pago de un soborno”. ¡Hágame el favor!,

— En Colombia pululan políticos a los que no se les puede creer ni lo contrario de lo que dicen, Por ejemplo, está en trámite un proyecto de ley que pretende regular la circulación de mentiras, injurias y calumnias por las llamadas redes sociales.

— El periodista puertorriqueño  Xavier Serbiá, de la CNN en español, sostiene que el hombre que ha decidido no volver a tomar una decisión, ha tomado, obviamente, una decisión más, así crea y diga lo contrario.

— La prensa internacional dio cuenta esta semana de la bancarrota en la que ha quedado sumida, en Estados Unidos, la cadena de Almacenes Sears.

Esta firma abrió hace más de 50 años un gran  centro comercial en la carrera 66 con la calle 45, de Medellín. Curiosamente, muy poca gente hacía sus compras en el eslabón gringo.

Una tarde, viendo la soledad tan asustadora del Sears cercano a la muy paisa Avenida Colombia, el humorista Guillermo Zuluaga, “Montecristo”, exclamó ante unos amigos: “Este almacén, tarde o temprano, será todo un Éxito”. Y Así fue.  Allí nació la gran matriz de la red comercial colombiana con ese nombre que ahora cubre a todo el país.

La apostilla: “A los veinte años un hombre es un pavo real; a los treinta, un león; a los cuarenta, un camello;  a los cincuenta, una serpiente; a los sesenta, un perro; a los setenta, un mono; a los ochenta, nada” (Baltasar Gracián, el español que se tenía respeto para las comparaciones).

Acerca de Revista Corrientes (2685 artículos)
Revista Corrientes es un propósito periodístico respetando los puntos de vista y la libertad de opinión de quienes aporten sus colaboraciones, análisis,artículos y columnas para su publicación. También se publican todos los comentarios respetuosos por desacuerdos con los contenidos de las colaboraciones publicadas.
Contacto: Sitio web
Ir a la barra de herramientas